Escucha esta nota aquí

La orden de un juez que recibió la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) para retener y congelar recursos económicos de Blooming a ser pignorados a nombre de Nelson Mauriel Álvarez (+) no tiene validez, según  Fernando Cuéllar, gerente general del club. “Hace un año que ya no tenemos pignoraciones en la Federación a nombre de la familia de Mauriel”, sostuvo.

La FBF fue notificada por el proceso de declaratoria de herederos seguido por la demandante Claudia Rosario Rojas Hurtado, donde el juez Alberto Zeballos Aguilera ordena al máximo ente del fútbol nacional la retención y congelamiento de fondos económicos que le corresponden al club por derechos televisivos y otros, a ser pignorados a favor de Nelson Mauriel Álvarez.

El juez también pide un informe de los montos que fueron pignorados a los herederos de Mauriel o a favor de la señora Garbriela Ferrier de Muriel. El exvicepresidente de Blooming fue asesinado el 4 de julio de 2019. El hecho, no esclarecido hasta el momento, se registró entre el 1er. y 2do. anillo de la avenida Brasil.

Blooming aclaró que no ha recibido ninguna notificación sobre el particular y por tanto no le corresponde manifestarse sobre la recibida por la FBF. “No tiene porqué haber la retención. Eso está claro”, recalcó Cuéllar.