Escucha esta nota aquí

Como en los clásicos cruceños, César Menacho demostró este domingo, ante Royal Pari, que está hecho para las grandes hazañas de la academia.El ariete sustituyó a los 88 minutos a Clody Menacho y a los 93’ marcó el gol con el que la academia cruceña derrotó al cuadro inmobiliario (2-3), que a consecuencia de una notable reacción había conseguido empatar el partido en el segundo tiempo, luego de ir perdiendo al término de la primera parte por 0-2.

Este triunfo es una especie de bálsamo para los celestes después de la desazón que les originó la eliminación de la Copa Sudamericana.

Vamos al partido. Blooming jugó mejor que su rival en la primera parte. La dinámica que impusieron en el medio campo en el que Junior Sánchez, José Vargas y Edward Vargas fue determinante para que el uruguayo Fernando Arismendi y Nelson Orozco estén muy activos en la ofensiva.

Esta actitud originó que Royal Pari tenga dificultades en la marca y conceda espacios que muy bien supo aprovechar la academia para penetrar zona rival.

Fue así que a los 11 minutos, un pase de Juninho a espaldas de los defensores de Royal Pari, Arismendi abrió la cuenta. Además, a los 22’ Junior Sánchez culminó de gran manera una jugada colectiva, que ratificaba el buen momento celeste que se fue al descanso sin Juninho porque se lesionó a los 41 minutos.

En el complemento, Miguel Portugal sacó al ‘Caballo’ Saucedo, que no tuvo una jornada inspirada, y mandó a la cancha a Bruno Miranda, jugador fundamental para el repunte del equipo inmobiliario, que mostró otro semblante futbolístico. Después, el DT también incorporó a Thiago Ribeiro y a Ikder Hernández, que aportaron al mejor rendimiento ofensivo. De esta forma Miranda descontó a los 55’ y logró el empate transitorio a los 78’. El ex DC United de la MLS estaba intratable en el área enemiga y generó un momento esperanzador para los inmobiliarios, que luchan por mantenerse en la cima del torneo.

El empate cayó mal para Blooming. En los últimos minutos se la jugó Miguel Ponce para meter a César Menacho. Oportuna decisión porque a los 93 minutos el atacante se convertiría en el autor de un gol clave, tras un pase en profundidad de Helmut Gutiérrez, porque definió muy bien ante la salida del arquero Diego Méndez.