Escucha esta nota aquí

Los jugadores de Blooming están por cumplir lo que anunciaron el fin de semana: ingresarán en paro si el club no les cumple con el salario de febrero, a un día de enfrentarse a Real Santa Cruz, por la séptima fecha del torneo de la División Profesional. Les tenían que abonar el dinero la tarde del miércoles pero el compromiso no fue cumplido por la dirigencia.

El grupo pidió que la práctica de este jueves sea en la tarde (16:00), con el objetivo de cobrar en la mañana. Hasta las 11:15, no pudieron hacerlo y la dirigencia tampoco se había comunicado con los jugadores.

El sábado, un grupo de jugadores se contactó con este medio para anunciar esta medida, en caso de incumplimiento. Además, el brasileño Rafinha abandonó el entrenamiento demandando que le abonen los sueldos de enero y febrero. No fue tomado en cuenta en el encuentro de Blooming frente a San José (4-0) el pasado lunes.

El plantel debe iniciar su concentración cerrada al finalizar el día a la espera del duelo ante Real Santa Cruz,este viernes (15:00), en el estadio de los albos.

DIEZ intentó comunicarse con la dirigencia bluminista para recoger su versión sobre el conflicto, pero no tuvo éxito.

Comentarios