Escucha esta nota aquí

Jugadores y directivos de Bolívar se frotan las manos más allá de la alegría que les originó el contundente triunfo de este martes sobre Audax Italiano de Chile por 3-0.

La clasificación a octavos de final de la Copa Sudamericana le significa para los celestes un ingreso de 500.000 dólares, cifra que se suma a los $us 375.000 que recibió por encarar la segunda fase.

Ahora se viene otro reto para los dirigidos por Walter Flores, que ante los chilenos demostraron un notorio crecimiento futbolístico, que no lo tuvieron en la fase de llaves de la Copa Libertadores.

En la próxima ronda, Bolívar podría enfrentar a Sao Paulo o  Lanús, que este miércoles definirán cuál de los dos clasifica. Si supera el siguiente escollo, la academia podría recibir otros 600.000 dólares.