Escucha esta nota aquí

El ministro de Justicia, Héctor Arce, anunció este martes que viajará a la ciudad chilena de Iquique para apoyar a los siete funcionarios aduaneros y dos militares detenidos allí desde el 19 de marzo por un incidente fronterizo.
 

Arce hizo el anuncio de su viaje sin precisar si había conseguido el visado que necesita para ingresar a Chile y que fue negado al presidente del Senado, José Alberto Gonzales, y a un jefe del Ejército que también querían visitar en estos días a los detenidos.
 

"Yo mismo voy a constituirme este fin de semana en la ciudad de Iquique, vamos a conversar con nuestros compatriotas bolivianos y vamos a continuar con el apoyo jurídico que se está brindando", dijo Arce en una conferencia de prensa.
 

El ministro aseguró que el Gobierno continua trabajando "en el tema estrictamente diplomático" para buscar la liberación de los nueve ciudadanos, pero también con la Justicia chilena.
 

Arce anunció que viajará en compañía del director general de Defensa Pública, César Romano, para "tomar conocimiento de varios temas" y "coadyudar en la defensa".
 

El 25 de mayo está programada una audiencia que fallará sobre un recurso de la defensa boliviana que busca la liberación de los detenidos y la suspensión del procedimiento que se les aplica.

"Seguimos considerando profundamente injusta, arbitraria e injustificada la detención y su encarcelamiento", subrayó Arce.
 

Carabineros de Chile detuvieron a los nueve funcionarios bolivianos en una zona fronteriza, en un suceso que las autoridades chilenas consideraron una violación de su territorio nacional, mientras que las bolivianas sostienen que se trató de una operación contra el contrabando en territorio propio.
 

La Fiscalía chilena los acusa de presuntos delitos de robo con violencia, porte y tenencia de armas prohibidas y contrabando, por lo que un juzgado del país austral decretó prisión preventiva en el penal de Alto Hospicio, en Iquique, el 22 de marzo.
 

Además de Gonzales, la presidenta de la Cámara de Diputados, Gabriela Montaño, también tiene la intención de visitar a los detenidos, pero su solicitud está pendiente de una respuesta.
 

Chile retiró las visas diplomáticas a autoridades de Bolivia como reacción a una polémica visita del entonces canciller boliviano David Choquehuanca a puertos del norte de Chile para evaluar el trato que reciben los exportadores y camioneros bolivianos.
 

De su parte, el ministro de Defensa de Bolivia, Reymi Ferreira, dijo hoy a los medios que al general Williams Kaliman, inspector general del Ejército, las autoridades de Chile también le negaron la visa para visitar a los dos militares recluidos en ese país.
 

El mismo Ferreira anunció una visita a Chile el mes pasado que tampoco se concretó por no lograr el permiso de entrada.
 

Las relaciones bilaterales entre Bolivia y Chile, ya de por sí tensas debido a la disputa marítima que sostienen en la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, se han deteriorado más por el caso de los nueve funcionarios.

Comentarios