Escucha esta nota aquí

Texto:  Erbol

La presidenta de la Cámara de Senadores, Eva Copa (MAS), denunció que es víctima de agresiones sicológicas y hostigamiento de allegados a Adriana Salvatierra. Calificó a su antecesora como “radical” y llamó a reactivar la investigación contra el padre de la senadora cruceña, el exministro Hugo Salvatierra, por presuntos hechos de corrupción por el caso tractores.

“La expresidenta del Senado tiene decisiones muy radicales, puede pensar diferente, lo acepto, y creo que todos nos pusimos la camiseta de Bolivia. El padre de la senadora estaba metido en el caso de los tractores, le pido a la justicia que también haga justicia como corresponde”, dijo.

Al respecto, Salvatierra dijo que no les corresponde hablar del tema de su padre y que de tocarse el asunto en la Asamblea Legislativa ella deberá excusarse.

Referente al otro tema, Salvatierra dijo que si Copa desea hacer públicas las diferencias dentro la bancada es su decisión, pero ella optará por mantener la disciplina orgánica.

Un exoficial mayor del Senado, Eduardo del Castillo del Carpio, quien trabajaba con la senadora Salvatierra, fue destituido cuando Copa asumió el cargo ante un pedido de ella, él respondió que no acataría.

Este exfuncionario presentó un amparo constitucional en su contra. “Me llama mucho la atención la rapidez de la admisión y el sorteo y la convocatoria a la que se me hizo el día de hoy (ayer)”.

Explicó que al asumir el cargo “tengo la potestad de nombrar mis funcionarios de confianza, en este caso es el oficial mayor”.

Relató que destituyó a Del Castillo, junto con su directiva, porque “este señor ha tratado de incurrir en normativas que van en contra del reglamento”.

Recordó que fue una decisión unánime y “lamentablemente ahora él ha hecho un amparo constitucional, que lo ha presentado el 27 de noviembre, y el mismo día han sorteado para que se realice este jueves”.

Al mismo tiempo, denunció que sufrió agresiones sicológicas de parte de este funcionario, “y como corresponde también lo denuncié de acuerdo a la ley 348, pero sobre ese tema no hay ningún resultado”, cuestionó.

El motivo de la demanda es porque supuestamente Del Castillo tiene inamovilidad laboral porque su esposa se encuentra con diez semanas de gestación. “Quiero decirle al señor Del Castillo que yo no puedo conceder su pedido porque su cónyuge es trabajadora de la Vicepresidencia, como jefa de gabinete del vicepresidente, y él era oficial mayor de la Cámara de Senadores”.

Manifestó que “no es posible que me obliguen a trabajar con gente que no es de mi confianza. He sido hostigada, estoy siendo perseguida, me obstaculizan mi trabajo desde la Cámara de Senadores. No es ético de un profesional agarrarse del cargo por la maternidad. Yo llamo a la reflexión a este señor y pido que me deje trabajar. Que entienda su expresidenta, que es Adriana Salvatierra, que ahora la presidenta soy yo”.

“Déjenme concluir con mi gestión, que es muy corta, y no voy a permitir que me sigan presionando desde adentro para que tome decisiones erróneas. He decidido trabajar por mi país”.