Escucha esta nota aquí

El magistrado suspendido Gualberto Cusi llegó hasta el frente de Palacio de Gobierno (La Paz) encadenado y exigió al presidente Evo Morales que ordene a sus senadores del MAS su condena. Mañana se leerá el veredicto en el pleno de la Cámara Alta, que oficia como Tribunal de Sentencia. 

"Señor Evo Morales, señor rey Evo Morales, estoy aquí, ordene mi condena a sus muñecos senadores. Mi único delito ha sido defender la Constitución Política del Estado, ese es el mandato que el pueblo boliviano me ha dado", afirmó a gritos el indígena.

Conoce más I Cusi se arrepiente y pide disculpas por escupitajo

Ayer la autoridad alejada de su cargo hace tres años escupió al diputado oficialista Víctor Borda, quien oficia como parte acusadora en el juicio de responsabilidades que se le sigue por la suspensión de la Ley del Notariado. 

Sobre ese incidente, Cusi afirmó: "quiero pedir las disculpas al pueblo boliviano al cual respeto, pero a este sinvergüenza del poder, jamás. Nunca nos vamos a arrodillar". Esta mañana dijo a EL DEBER que se sentía arrepentido y que creí necesario excusarse por el altercado.

Lea también I Diputado ve a Cusi como 'peligro para la salud'

El magistrado es acusado por los delitos de prevaricato, resoluciones contrarias a la Constitución y a las leyes e incumplimiento de deberes y se expone a ser alejado de forma definitiva de su cargo. Él cree que esta es una represalia por oponerse a la reelección. 

"La reelección del Evo Morales es inscostitucional, no puede ser que una persona se eternice en el poder. Él quiere ser rey, ya es rey. Ordene mi condena, no tengo miedo", arengó en plaza Murillo.

Puedes ver I Cusi: “A veces me cubro la cara para que la gente no me reconozca”

Esta mañana la presidenta de Diputados, Gabriela Montaño, aseveró que "cuando Cusi escupe al diputado Borda, escupe a los miles de bolivianos que perjudicó desde el Tribunal Constitucional", mientras que el diputado del MAS, Édgar Millares, lo calificó como un "peligro para la salud".

Video de la reacción de Cusi:

Comentarios