Escucha esta nota aquí

El Departamento de Estado de los Estados Unidos (EEUU) señala que el 95 por ciento de la cocaína peruana transita por Bolivia hacia mercados en Brasil y Europa, sin que el Gobierno del presidente Evo Morales haga lo suficiente para combatir la corrupción asociada al ilícito.

Según los datos, difundidos por El Nuevo Herald, que cita a la agencia AP, el país "sigue siendo uno de los tres mayores productores de cocaína en el mundo" después de Perú y Colombia. Señala que semejante cantidad de droga fluye por vía aérea.

Además indica que la pasada gestión, el presidente estadounidense Barack Obama dijo que Bolivia "falló manifiestamente" en la desarticulación de bandas de narcotraficantes y la prevención del desvío de la coca a la cocaína.

Los antecedentes indican que desde 2014 EEUU no coopera con ayuda financiera directa en la lucha antidrogas en Bolivia. Sin embargo, el presidente Morales asegura que su Gobierno logró mejores resultados sin la participación de la agencia estadounidense antidrogas DEA, expulsada del país por sospechas de espionaje.

Otras publicaciones relacionadas advierten que el país del norte señala como una deficiencia la falta de informantes en la fuerza antidrogas y que "la mayoría de las investigaciones y detenciones de funcionarios corruptos en 2014 no estaba relacionada con la corrupción asociada al narcotráfico".

El exjefe de la Policía Boliviana, Óscar Nina, su familia y quien fuera su edecán son procesados por lavado de activos provenientes del narcotráfico. Incluso se los relacionó con el exlíder del cártel de Sinaloa, Joaquín "El Chapo" Guzmán.