Escucha esta nota aquí

A las 6:00, EL DEBER Radio (103.3) brindaba las primeras noticias de la que sería una jornada histórica. Al mismo tiempo se actualizaba la página web y los reporteros comenzaban a enviar los despachos desde la calle, desde los sitios donde ya se generaba la información y los contactos en vivo eran permanentes. A las 7:00, daba inicio a una inédita transmisión vía streaming, visible a través de las redes sociales y la página www.eldeber. com.bo.

 Ese trabajo se vio complementado con el desarrollo de las notas que ocupan las páginas de la edición impresa de hoy. La multiplataforma fue una realidad. 

La cobertura que el Grupo Multimedia EL DEBER preparó para la jornada de las elecciones presidenciales de ayer movió a un equipo humano de más de 70 periodistas, desplazados por todo el territorio nacional, además del personal técnico de apoyo, que se sumó a las diversas áreas que tuvieron en la redacción, situada en el edificio del segundo anillo, el epicentro de todo el trabajo. 

La periodista Sissi Áñez estuvo frente a las cámaras en la histórica transmisión.

 Desde un estudio acondicionado con los recursos tecnológicos de esta era, la información llegaba a todos los rincones del mundo, donde cualquier ciudadano podía acceder a la plataforma web y a las redes sociales oficiales de EL DEBER. 

“En 33 países, los bolivianos se han inscrito para emitir su voto, eso ameritaba que la noticia llegue de la mejor manera a través de los medios digitales. Sin duda, el trabajo multiplataforma ha garantizado una cobertura completa de unas eleciones presidenciales, por primera vez en la historia del periodismo boliviano”, mencionaba Sissi Añez. 

“Es, definitivamente, una jornada especial, y estamos trabajando con la misma solvencia de siempre, contrastando la información recibida y preocupándonos por mantener a la ciudadanía al tanto de los últimos detalles que ocurren en materia noticiosa”, complementaba Mónica Salvatierra, jefa de Redacción de EL DEBER. 

La información en vivo, a través de Internet, tuvo en el minuto a minuto uno de los elementos que marcaron la diferencia, como también la transmisión continua on line, que fue amplificada por medio de las redes sociales de Facebook, Twitter e Instagram. Se realizó un seguimiento especial a la votación en el resto del país y en el exterior.

El pico de audiencia llegó cerca de las 20:00, cuando se daba a conocer la Transmisión de Resultados Electorales Preliminares del TSE. 

No faltaron los testimonios de los votantes, entrevistas con autoridades y líderes políticos y sociales, además del contacto con los bolivianos que vivieron el domingo electoral en el exterior. EL DEBER brindó, de esta manera, una programación especial, con la que demostró, una vez más, que la marca, que durante más de 66 años ha mantenido al Diario Mayor en los primeros sitiales de preferencia entre el público local y nacional, permanece inalterable.

 Periodistas, editores, infografistas, diseñadores, locutores, camarógrafos y presentadores ofrecieron una cobertura multimedia sin precedentes en Bolivia.