Escucha esta nota aquí

El pedido de los parlamentarios chilenos de restablecer relaciones diplomáticas con Bolivia y abrir un diálogo político entre ambos países no ha tenido eco en el vecino país, aunque en Bolivia ha sido bien acogido. El presidente chileno, Sebastián Piñera, se reunió ayer con el Consejo Chileno para las Relaciones Internacionales (CCRI), que lo convocó para abordar la política exterior de su Gobierno y ni siquiera tocó la temática boliviana.

El diario La Tercera de Chile refleja que, en su intervención, el mandatario realizó un balance de su política exterior y habló de la relevancia de la política internacional y del multilateralismo, entre otras cosas. Esto, junto con hacer una férrea defensa -sin dejar pasar ningún elemento- de cómo se ha conducido la política internacional en su gobierno.

El discurso surgió ante las críticas que han lanzado en los últimos meses la oposición y algunos excancilleres, varios de ellos presentes en el encuentro.

En el país

El ministro de Justicia, Héctor Arce, afirmó ayer que la posición de los legisladores chilenos de pedir al Gobierno del presidente Sebastián Piñera restablecer el diálogo con Bolivia es una determinación “saludable”.

Mediante su cuenta en Twitter, escribió: “Saludamos la posición de los legisladores de Chile para establecer diálogo con Bolivia. Esta determinación no solo es saludable para ambas naciones y la región, sino importan también el cumplimiento de la sentencia dictada por la Corte Internacional de Justicia, el 1 de octubre de 2018”, escribió en la red social.

El representante del Centro Cultural Casa Bolívar de Chile, Roberto Muñoz, también destacó el pedido de diálogo con Bolivia. “Se saluda (esa posición). Era muy necesaria esa petición o solicitud de reiniciar ese diálogo y replantearlo, porque es evidente que hace falta para los dos pueblos”, dijo en entrevista concedida a la Red Patria Nueva. La Casa Bolívar está relacionada con la ‘revolución bolivariana’.

Para Muñoz, urge retomar las relaciones bilaterales con Bolivia porque existe un sector grande de chilenos que apoya esa posición para bien de ambas poblaciones.

Por su parte, el titular de la Cámara Baja, Víctor Borda, también se sumó a las manifestaciones. “Ponderamos esa actitud de nuestros colegas parlamentarios chilenos. Eso es lo que Bolivia también ha pedido, que se pueda entablar un diálogo sincero y productivo”, dijo.

En la misma línea, Manuel Canelas, ministro de Comunicación, señalo: “Nosotros estamos por la vía del diálogo. Nos parece bien cualquier declaración de un país vecino que lo convoque. Para nosotros es positivo y siempre estaremos abiertos a dialogar, más aún con un país vecino”.

El proyecto de resolución por el que se solicita “al presidente de la República de Chile iniciar el dialogo que tenga como objetivo el restablecimiento de las relaciones diplomáticas con el Estado Plurinacional de Bolivia”, toma como antecedente el fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ) de 1 de octubre del pasado año.

Sin embargo, la propuesta aprobada en Chile, no tiene carácter vinculante y es Sebastián Piñera quien tendrá la última palabra. Hasta ahora, se ha acogido al silencio.

Tags

Comentarios