Escucha esta nota aquí

A 11 años del referéndum que aprobó el estatuto autonómico de Santa Cruz con el 86% y a más de un año de la promulgación, luego de su adecuación constitucional, este documento será tomado en cuenta en las próximas elecciones subnacionales dando paso a la elección del vicegobernador o vicegobernadora.

En el artículo 18 del estatuto se contempla el modo de elección de esta autoridad, que suplirá a la primera autoridad, con lo que se acabará el remplazo que hasta ahora salía de la Asamblea Legislativa. El vicepresidente del Tribunal Electoral Departamental, Eulogio Núñez, explicó que el Órgano Electoral tomará en cuenta este documento en la elaboración de la convocatoria, porque es un estatuto vigente.

A su vez el presidente de la Asamblea Legislativa Departamental, Hugo Salmón, resaltó que el estatuto no solo permitirá elegir a una autoridad, sino que también ha impulsado normas importantes. Como ejemplo menciona que han sancionado 18 leyes departamentales, entre ellas la que permitió el proyecto del puente Foianini y la conservación de las áreas protegidas.

El MAS cuestiona

El asambleísta del MAS Edwin Muñoz destaca que el estatuto autonómico proporciona más capacidad de decisión al gobierno departamental, pero a su criterio, ni el gobernador ni la Asamblea, donde tienen mayoría los Demócratas, han sabido desarrollar leyes departamentales en beneficio del pueblo de Santa Cruz.

Muñoz cuestiona que todavía sigue el centralismo departamental en el manejo económico respecto a las provincias.

Ven un proceso estancado

Para el constitucionalista Juan Carlos Urenda, “el 4 de mayo de 2008 se produjo el hecho histórico más importante del país con relación a la descentralización que culminó con un referéndum que aprobó un estatuto para Santa Cruz”. Pero le parece curioso que las autoridades departamentales no realcen esta fecha.

Asegura que en la adecuación a la nueva Constitución Política del Estado, la Asamblea Departamental aprobó un segundo estatuto que “tiene escaso valor, porque simplemente describe las competencias insertas en la Constitución, lo que de alguna manera congeló el proceso autonómico”.

Considera que el estatuto no ha brindado ninguna ventaja adicional, “porque simplemente transcribe las competencias de la CPE” y en esas condiciones, asegura, no hay posibilidad de hacer autonomía de verdad. “Si somos autonomistas de convicción, y no solamente en épocas electorales, tenemos que proponer una modificación constitucional para que el país avance hacia las autonomías”, subrayó.

Por su lado, el constitucionalista y asambleísta de Demócratas José Luis Santistevan cree que la oposición no ha exigido que se respete la Constitución, donde se establece un proceso autonómico, porque, según percibe, en este momento ni un estatuto ni carta orgánica da una nueva competencia ni más recursos, porque hay leyes que están por encima. “Hablar de estatutos y cartas orgánicas en este escenario político actual es catastrófico. Es un proceso prisionero del poder político”, cuestionó.

Santistevan ve que el estatuto está estacionado porque no hay competencias ni recursos para hacerlo andar. Insiste en que es necesario modificar la estructura jurídica que permita avanzar.

Tags