Escucha esta nota aquí

El tráfico de colmillos es promovido por el mercado de China que se ha instaurado en Bolivia ante la escasez de tigres para el mercado ilegal de ese país asiático, donde sus productos son muy cotizados y se venden por su presuntas propiedades curativos o afrodisiacas.

HAGA CLIC AQUÍ PARA VER ESTE ESPECIAL MULTIMEDIA