Escucha esta nota aquí

El párroco de la comunidad Santa Ana del departamento amazónico del Beni, Germán Sosa, pidió el martes disculpas por las fotografías que circulan en las redes sociales, en las que aparece consumiendo bebidas alcohólicas y besando a una dama, entre otras acciones que no son propias de un clérigo.

"Pedir mil disculpas a toda la iglesia en Bolivia, al clero diocesano, a la iglesia en el Beni, por la manera como se han tomado estas fotografías, con el único objetivo de denigrarme, de que la gente sienta odio por mí", explicó  a los periodistas.

Aseguró que se siente avergonzado por las imágenes, aunque dijo que que supuestamente esas imágenes fueron tomadas cuando aún no era sacerdote.

 

Una de las fotos que circularon en redes sociales

Informó que las fotografías aparecieron, "curiosamente", después de recibir una serie de amenazas del hijo del subgobernador de la provincia Yacuma, Carmelo Antelo.

Antelo fue denunciado por esas amenazas en la Policía de Santa Ana, capital de la provincia Yacuma, en el centro del departamento del Beni.

“El ser humano es hijo es de Dios y no se lo puede discriminar y no se lo puede apuntar de esa manera. Yo tengo dos programas de televisión y todo el tiempo la población me ve con programas de bien social, y la presencia del Padre Germán, para los que les incomoda la presencia, buscan dar una mala imagen, el objetivo estaba apuntado para que el Padre salga de la Iglesia, salga de Santa Ana”, añadió Sosa según el diario digital Urgentebo.com

Sobre la compra de vehículos lujosos, el párroco aseguró que la compra de movilidades se realiza con la exclusiva finalidad de destinar estos bienes a tareas pastorales. 

Comentarios