Escucha esta nota aquí

Cleidy Torres

En la medida que se acerca el día de los comicios nacionales el calendario electoral establece algunas restricciones para los candidatos, organizaciones políticas y medios de comunicación. La campaña electoral concluye el miércoles 16, ese mismo día se suspende la emisión de propaganda por los medios de comunicación.

La normativa electoral vigente establece que 72 horas antes del proceso de votación rige el silencio electoral, que es la etapa en que ninguna organización política en carrera por la Presidencia y por escaños en la Asamblea Legislativa Plurinacional podrá realizar actividades.

“Está prohibido cualquier propaganda gubernamental en medios de comunicación en los niveles nacional, departamental, regional, municipal y en la jurisdicción de las autonomías indígena originario campesinas como de la Asamblea Legislativa Plurinacional, las asambleas departamentales, regionales, concejos municipales y órganos deliberativos o legislativos de las autonomías indígena originario campesinas”, dice un comunicado del Tribunal Supremo Electoral.

La prohibición señalada rige para mensajes difundidos en los medios de comunicación, en espacios públicos, medios digitales y páginas web oficiales de las instituciones mencionadas en el párrafo anterior.

La publicidad institucional estatal no deberá tener colores ni símbolos de los partidos en carrera y tampoco podrán pedir el voto.

Los estudios de opinión, más conocidos como encuestas de preferencia electoral solo estaba permitida su difusión hasta ayer.

Asimismo, la Gobernación del departamento de Santa Cruz, emitió el decreto departamental Nº 295 de auto de buen Gobierno que regirá desde las 00:00 del viernes 18 de octubre hasta la medianoche del día lunes 21 de octubre. Durante este lapso de tiempo está prohibido el consumo y expendio de bebidas alcohólicas. El domingo 20 de octubre, día en que se desarrollarán los comicios nacionales, la población no podrá realizar viajes para evitar el acarreo o traslado de electores a los recintos de votación. Este hecho es considerado delito electoral.

La medida tiene el objetivo de garantizar el desarrollo y la seguridad durante la realización del proceso electoral, informaron fuentes cercanas a la Gobernación cruceña.