Escucha esta nota aquí

Por Radio Francia Internacional

A pesar del buen avance de la vacunación contra la Covid-19, España ha decretado una cuarentena obligatoria a los viajeros extranjeros procedentes de Bolivia, Argentina, Colombia y Namibia, para frenar la propagación de la enfermedad. Las nuevas restricciones complican aún más la llegada de viajeros a las regiones españolas que más dependen del turismo internacional, como Madrid, la costa catalana o los Baleares.

Ciudadanos de países latinoamericanos como Argentina, Colombia y Bolivia tendrán que someterse a partir de este martes 27 de julio a una cuarentena de diez días si deciden viajar a España ya que se consideran países de alto riesgo de contagio.

No obstante, los viajeros podrán poner fin a su aislamiento si dan negativo en la prueba que se les realizará a los siete días de su llegada.

La prolongación de esta medida preventiva, que también afecta a Namibia y que estará vigente hasta mediados de agosto, dependerá de cómo evolucione la pandemia.

Por otra parte, dentro de la lista de los países más poblados del planeta, España ocupa ya el primer lugar en cuanto a porcentaje de vacunados con la pauta completa. Sin embargo, sigue siendo uno de los países con mayor índice de contagios de Europa. 53% de la población está totalmente vacunada y 64% recibió al menos una dosis, según cifras oficiales.

Altos índices de contagios aunque menos graves

Los avances de la vacunación están reduciendo los contagios entre la población adulta, pero la propagación de la enfermedad continúa siendo alta entre los más jóvenes y otros sectores de la población que todavía no han recibido ninguna dosis.

España sufre una nueva ola de casos de coronavirus desde hace varias semanas con más de 600 casos por cada 100.000 habitantes y varias regiones han aplicado restricciones. Pero los casos son menos graves que durante las olas anteriores gracias a la campaña de vacunación.

Esta incidencia del virus está limitando considerablemente la llegada de viajeros procedentes del exterior y repercutiendo negativamente en el muy importante sector turístico español.

Comentarios