Escucha esta nota aquí

Bolívar comenzó con una derrota su participación en la Copa Libertadores. Anoche visitó a Guaraní en Paraguay, donde cayó por 2-0 con goles que llegaron de manera tempranera en cada etapa. El partido se jugó en el estadio General Pablo Rojas, por el grupo B.

La academia paceña comenzó mal el partido, porque a solo 2 minutos del pitazo inicial, una clara mano dentro del área del salvadoreño Roberto Carlos Domínguez hizo que el árbitro ecuatoriano Augusto Aragón cobre penal.

Después de algunos reclamos de los jugadores del equipo visitante, un minuto después el capitán Cristhian Báez se encargó de inaugurar el marcador a favor del cuadro paraguayo con remate que descolocó completamente al arquero Javier Rojas.

Bolívar reaccionó de inmediato y generó algunas llegadas que llevaron peligro de gol como el cabezazo de Pedro Azogue (6’), o el  ingreso solo por izquierda de Emiliano Vecchio (10’), que tapó el guardameta local Gaspar Servio, o el cabezazo de Víctor Abregó (23’), que pasó cerca del travesaño.

El primer tiempo finalizó con la diferencia mínima a favor del equipo paraguayo y en la etapa complementaria Raúl Bobadilla convirtió el 2-0 con un remate de media vuelta desde fuera del área que sorprendió a propios y extraños.

Un minuto antes, el mismo jugador había desperdiciado una clara oportunidad que él mismo generó luego de una serie de carambolas en el área visitante. También tuvo otra chance a los 63, en la que volvió a fallar.

En la recta final, Vladimir Castellón tuvo en sus pies el descuento, pero no pudo anotar y el 2-0 se consolidó a favor del equipo local. El próximo partido de Bolívar será en La Paz, el martes (18:15) ante Tigre, de Argentina.

Comentarios