Escucha esta nota aquí

Meses después de haber fichado por el SCR Altach de la Bundesliga de Austria, el delantero argentino Danilo Carando vuelve a sonreír y a gritar gol. Y es que no todo fue color de rosa en las filas de dicho club para el jugador que es conocido por haber vestido los colores de Oriente Petrolero, entre 2012/2013, cuando fue uno  de los goleadores del albiverde.

A sus 32 años, Carando llegó a Austria tras su buen rendimiento en el Cusco FC peruano. Aceptó el desafío y fichó como refuerzo del SCR Altach, equipo que se encontraba en los últimos puestos.

Ya en Austria, a los 20 días de haber llegado a su nuevo el club, el técnico (que tanta insistencia había hecho para contratarlo) renunció a su puesto, según la recopilación de La Voz de Argentina. Las cosas se complicaron. El nuevo entrenador no lo tuvo en cuenta y tuvo que trabajar y esperar una oportunidad. 

La Bundesliga de Austria está compuesta por 12 equipos. Se enfrentan todos contra todos a dos ruedas y, después, los seis primeros juegan la ronda campeonato y los equipo ubicados del 7° al 12° juegan la fase del descenso.

Allí estaba el equipo de Carando, que a falta de tres fechas no estaba salvado. Visitaban al último, St Polten, en Viena. Y Carando volvió a ser citado en un momento clave.

Su equipo iba perdiendo 3 a 1 y el DT decidió poner al goleador cordobés, que no decepcionó: marcó un doblete, sus primeros goles en Austria, y su equipo terminó empatando 3 a 3 para salvarse del descenso.

"Ayer me tocó entrar en un momento difícil del partido de visitante perdiendo 2 a 0 y gracias a Dios metí dos goles para el empate y salvar al equipo del descenso. Terminamos empatando 3 a 3. Me tocó luchar de atrás en esta experiencia, pero por suerte pudo terminar todo bien. Tanto esfuerzo tuvo su recompensa”, declaró el delantero a Mundo D.

El equipo del  argentino se aseguró la permanencia en la máxima categoría del fútbol austríacoPara Carando, es una nueva prueba superada en una extensa carrera con la misión de seguir rompiendo el arco.

Comentarios