Escucha esta nota aquí

La estatal Administración de Servicios Portuarios-Bolivia (ASP-B), ratifica su firme voluntad de instalar el diálogo con sus similares para negociar las nuevas tarifas con los puertos de Chile en beneficio de los exportadores e importadores bolivianos que usan estas terminales marítimas, según una comunicación oficial enviada a EL DEBER. 

La ASP-B realiza esta aclaración ante las declaraciones de los senadores chilenos José Miguel Durana y José Miguel Insulza quienes afirmaron que supuestamente la ASP-B suspendió el proceso de negociación de las nuevas tarifas que entrarán en vigencia el 4 de agosto de 2021.

Al respecto, el gerente ejecutivo de la ASP-B, Dante Justiniano, lamentó que se antepongan especulaciones políticas, en una temática tan sensible, considerando que los efectos de la pandemia afectaron la economía mundial repercutiendo en el movimiento de carga, la cual no puede ser afectada por situaciones tarifarias. Sin embargo, no aclara si la entidad estatal acudirá a Arica, como ha planteado la Empresa Portuaria Arica (EPA) o insistirá en que la cita se realice en La Paz.

En ese sentido, Justiniano manifestó que se envió una invitación a la Empresa Portuaria Arica (EPA) para continuar las negociaciones en el marco de la “reciprocidad de gentilezas y un ambiente fraterno”, con la finalidad de suscribir un nuevo acuerdo tarifario.

En esa oportunidad, el gerente ejecutivo de ASP-B, saludó como positiva la noticia sobre la disposición de la EPA por dialogar en busca de un acuerdo común, el trato justo a la carga boliviana en tránsito, sin presiones ni condiciones ni especulaciones que afectan al diálogo sincero y de mutua confianza, en pro del comercio exterior dinámico que transita por el puerto de Arica.

Con el objetivo de agilizar el comercio exterior del país, el Gobierno trabaja para consolidar puertos alternativos a Chile para dinamizar el movimiento de carga boliviana.


Comentarios