Escucha esta nota aquí

Bill Gates ya no es la segunda persona más rica del mundo. Ahora ese título le pertenece al multimillonario francés Bernard Arnault, según el Índice de Multimillonarios de Bloomberg.

El presidente y CEO del conglomerado de lujo LVMH Moët Hennessy Louis Vuitton, destronó al fundador de Microsoft gracias a un incremento en su fortuna de $us 39.000 millones en lo que va del año. Esto le permite poseer $us 108.000 millones.

Arnault y su familia son los dueños mayoritarios de Christian Dior y LVMH, los holdings de marcas como Louis Vuitton, Celine, Fendi, Moët, Hennessy, Dom Pérignon y otras (Dior también está bajo LVMH, pero se mantuvo separada hasta 2017). A medida que el precio de las acciones de LVMH ha aumentado en lo que va de 2019, también lo ha hecho la fortuna del magnate francés.

Cabe recordar que, Arnault se unió a Jeff Bezos y Gates en él ultra exclusivo club de las personas que tienen un patrimonio superior a los $us 100.000 millones en junio de 2019, cuando las acciones de LVMH se dispararon al récord de $us 410,36.

De acuerdo con Bloomberg, la riqueza colectiva del trío supera los valores de mercado individuales de casi todas las compañías en el índice S&P 500, incluyendo a Walmart Inc., Exxon Mobil Corp. y Walt Disney Co.

El también conocido como ‘Rey del lujo’, no solo es la segunda persona más rica del mundo, además es el más rico de Europa y su fortuna personal equivale a más del 3% de la economía de Francia.

Filantropía impacta en la riqueza

Bill Gates, si no fuera por sus donaciones filantrópicas, sería la persona más rica del mundo actualmente, incluso por delante de Jeff Bezos, fundador de Amazon que posee un patrimonio de $us 125.000 millones. Y es que, Gates y su esposa Melinda han donado más de $us 35.000 millones a través de su fundación.

Aunque tampoco es que el fundador de Microsoft tenga mucho de qué quejarse, ya que ocupa el tercer puesto del Índice de Multimillonarios Bloomberg, con una fortuna de $us 107.000 millones.

Bernard Arnault y su familia también prometieron más de $us 650 millones en abril para ayudar a reconstruir la catedral de Notre Dame en París después de que un devastador incendio arrasara con la icónica estructura.

Tags

Comentarios