Escucha esta nota aquí

La energía limpia se hace un espacio en los planes del sector empresarial y el nuevo horizonte proyecta al Banco Bisa como protagonista. La firma amplió su capacidad de generación de energía a más de 254 MWh por año con la instalación de tres nuevos sistemas de paneles solares en sus oficinas centrales del eje troncal del país (que se suman a otra infraestructura ubicada en la capital paceña).

El vicepresidente regional de la entidad financiera, Miguel Navarro, señaló que la iniciativa demandó una inversión de Bs 4 millones y se prevé que en la presente gestión se desarrollen proyectos similares en Tarija y El Alto, así como en otros edificios que puedan adecuarse a los paneles solares (por lo general se instalan en el tejado de los inmuebles).

En la capital cruceña, se implementaron 153 paneles (en el edificio de la avenida Monseñor Rivero) que se caracterizan por trabajar en paralelo con las conexiones del servicios de la Cooperativa Rural de Electrificación.

De acuerdo con el especialista en energías alternativas y representante de la firma SIE (Servicios Integrales de Energía), Gabriel Arciénega, el trabajo de esta cantidad de paneles solares puede llevar a reducir hasta 32 toneladas de dióxido de carbono (CO2) por año.

Otra entidad financiera que se sumó a esta tendencia fue el Banco Ganadero. En días pasados implementó un sistema de iluminación inteligente que funciona a través de energía solar en una sucursal inaugurada en la zona norte de la capital cruceña.

Otros sectores

Esta dinámica también es parte de otras esferas del sector privado, como el nuevo campus de la Universidad Privada Boliviana en la capital cruceña (aunque la iniciativa ya fue plasmada en otros espacios de la firma académica) y la cadena Farmacorp que tiene un plan de adaptación de sucursales enfocadas en la energía solar.



Comentarios