Escucha esta nota aquí

Se levantan los bloqueos en Santa Cruz y las vías permanecerán expeditas, pero no se descartan nuevas medidas similares para los próximos días. El presidente de la Asociación de Municipios de Santa Cruz (Amdecruz), Moisés Salces, anunció que en los últimos minutos los 27 bloqueos en el departamento cesaron, pero no así las protestas.

Desde hace varias semanas, los municipios cruceños demandan una serie de medidas y apoyo para enfrentar las emergencia sanitaria, así como la inyección de liquidez para dar soporte a los gastos operativos que se dan en el día a día (entre ellos el pago de salarios al personal de Salud).

Entre las demandas, se hallan la creación de un fondo de Bs 22 millones para la compra de insumos médicos y prevenir la expansión del coronavirus, la creación de fondos para reactivar la economía. Incluso, se concretó una reunión con el Gobierno, para que estas demandas sean atendidas.

Ante la desatención, Salces señaló a EL DEBER que este viernes (5 de junio) habrá una reunión presencial de alcaldes cruceños para determinar nuevas medidas de presión, a tiempo de comunicar que otros sectores como la universidad pública, instituciones afectadas y personal de Salud, también se sumarían a las protestas.

El ejecutivo, no descartó que vengan nuevos bloqueos, pero sí informó que alcaldes de otros departamentos también se sumarán a estas medidas, por lo que las siguientes protestas tendrían un alcance nacional.

"No vamos a adelantar qué otras medidas vendrán, pero tengan por seguro que vamos a dar una dura pelea. Vamos a defender nuestra posición y vamos a luchar por la salud de la gente", apuntó.

Sobre el tema, el presidente de la Federación de Asociaciones Municipales (FAM) de Bolivia, Álvaro Ruiz, lamentó que, no atender el tema sanitario en los municipios, lleva a un malestar general, al que se sumaron otros departamentos a través de cartas y pronunciamientos.

Del mismo modo, indicó que los dirigentes de la FAM (de diferentes departamentos) también se reunirán (4 de junio) para definir qué tipo de acciones se llevarán adelante para que las demandas sean atendidas. "Vamos a evaluar si serán bloqueos o huelgas de hambre", subrayó Ruiz.

El dirigente, sostuvo que ante la falta de liquidez y recursos, peligran 6.000 contratos del sector salud, de los cuales ya no pueden hacerse cargo por la falta de liquidez.

Suizo de Nilson, alcalde del municipio cruceño de Guarayos, expuso que el levantamiento de bloqueos deja a los municipios con sabor a poco y espera que las demandas sean atendidas, ya que son para el beneficio de la población.

En algunos puntos del departamento, también se instalaron huelgas de hambre que serán levantadas.

Por su parte, Armando Barbery, alcalde de San Javier, manifestó que "las determinaciones que asumamos el viernes serán respaldadas por las instituciones afectadas".