Escucha esta nota aquí

A dos días de su posesión como viceministra de Micro y Pequeña Empresa, Corina Marion, empieza a delinear los ejes de la reactivación económica para las empresas emergentes de la economía local y anunció que se gestarán escenarios para apoyar e impulsar a los micros y pequeños empresarios a seguir produciendo, de forma innovadora y creativa. 

"Nuestro desafío consiste en lograr crecer, a pesar de la adversidad y de ofrecer un clima de estabilidad, confianza y transparencia que permita a los micros y pequeños empresarios generar productos de calidad para las familias bolivianas", explicó la nueva autoridad en un contacto con EL DEBER.

La autoridad señaló que en los próximos días presentará un nuevo plan integral donde se detallarán los nuevos matices y aportes que perfila para su gestión; una labor conjunta con otras carteras de Estado.

"He decidido asumir este nuevo desafío en mi carrera profesional porque desde hace diez años he tenido la oportunidad de conocer y estudiar muchos emprendimientos en todo el país. Sé que nuestros micros y pequeños empresarios son hombres y mujeres, familias, con una visión creativa, capaces de persistir frente a las adversidades", acotó.

Marion se comprometió a contribuir en el fortalecimiento de las capacidades de las micro y pequeñas empresas, así como brindarles la orientación necesaria para identificar oportunidades en medio de la crisis latente y así impulsar desde estas esferas la reactivación económica.

La viceministra es economista, especializada en políticas sociales, alivio a la pobreza, y educación. Cuenta con experiencia en proyectos de factibilidad de aceleración de empresas y planes de negocio. También es socia fundadora y exdirectora de la Cámara de Mujeres Empresarias de Bolivia filial La Paz.

Visión de los emprendedores

El secretario de Relaciones de la Confederación Nacional de la Micro y Pequeña Empresa (Conamype) de Bolivia, Juan Carlos Vargas, indicó que el sector no solo requiere de liquidez y mejores condiciones para el acceso a créditos, sino también orientación, asistencia y capacitación ante las nuevas dinámicas del mercado.

El dirigente dejó entrever que hay sectores que han quedado rezagados en este sentido y están a la espera de ser incluidos en políticas que contribuyan al impulso de la economía local. Hay malestar en el sector, ya que por deudas y otros factores no todos podrán acceder al fondo crediticio de Bs 1.500 millones gestados por el Estado.

Por su parte, la microempresaria Rita Lafuente, agregó que la compra de productos Nacionales es una necesidad urgente” para reactivar la economía del país, respaldada por una “Ley del Compro Boliviano” (1257), pendiente de reglamentación.

"Es importante un proyecto de reactivación económica ante la emergencia del Covid-19, donde se active una plataforma electrónica, para incrementar el comercio de las micro y pequeñas empresas de manufactura nacional” a fin de sentar bases de desarrollo y crecimiento constante para las empresas de manufactura nacional", sostuvo Lafuente.