Escucha esta nota aquí

Nuevos datos del Detector Epitérmico de Neutrones de Resolución Fina FREND, que ayuda a cartografiar el hidrógeno en la superficie del planeta rojo, del Orbitador de Gases Traza (TGO) ExoMars de la Agencia Espacial Europea y la agencia rusa Roscosmos ha descubierto "cantidades significativas de agua" en el cañón Valles Marineris de 3.000 kilómetros, el mayor conocido del sistema solar, unas diez veces más largo y cinco veces más profundo que el Gran Cañón de la Tierra.

Tras detectar una cantidad inusualmente alta de hidrógeno en una región del tamaño de Holanda situada en el corazón de Valles Marineris, los investigadores aseguran ahora que el 40 % del material cercano a la superficie de esta región de 41.000 kilómetros cuadrados podría ser hielo de agua o minerales ricos en agua, ofreciendo potencialmente una nueva forma de localizar el precioso material en el mundo aparentemente extremadamente árido.

Orbitador de Gases Traza (TGO)

Con el TGO, científicos pueden mirar hasta un metro por debajo de esta capa de polvo y ver lo que realmente ocurre bajo la superficie de Marte y, sobre todo, localizar "oasis" ricos en agua que no podían detectarse con los instrumentos anteriores", afirmó Igor Mitrofanov, del Instituto de Investigación Espacial de la Academia Rusa de Ciencias en Moscú (Rusia),en un comunicado de prensa.

"Encontramos que una parte central de Valles Marineris está repleta de agua, mucha más agua de la que esperábamos", dijo, por su parte, el coautor del estudio Alexey Malakhov, científico del Instituto de Investigación Espacial de la Academia Rusa de Ciencias. "Esto se parece mucho a las regiones de permafrost de la Tierra, donde el hielo de agua persiste permanentemente bajo el suelo seco debido a las bajas temperaturas constantes", agregó.

En busca del agua que una vez abundó en Marte

El descubrimiento representa interesantes posibilidades para la exploración de Marte. Y no era para menos: las misiones tripuladas a Marte podrían en un futuro encontrarse con agua no muy lejos de la superficie, por lo menos cerca del ecuador. El hallazgo actual se suma así a diferentes descubrimientos que desentrañan los secretos que oculta el quizás no tan árido Planeta Rojo.

Un artículo publicado en octubre en Science había confirmado que el cráter Jezero de Marte fue en su día un lago. Las imágenes enviadas por el Perseverance de la NASA ayudaron a realizar el descubrimiento. El año pasado, otro trabajo de investigación había demostrado la presencia de tres lagos de agua subterránea en el polo sur del planeta rojo.

"Saber más sobre cómo y dónde existe el agua en el Marte actual es esencial para entender qué pasó con el agua que una vez abundó en Marte, y ayuda a nuestra búsqueda de entornos habitables, posibles signos de vida pasada y materiales orgánicos de los primeros días de Marte", dijo Colin Wilson, científico del proyecto ExoMars Trace Gas Orbiter.

Comentarios