Escucha esta nota aquí

Las fuertes lluvias e inundaciones en una provincia del sur de Egipto han provocado la muerte de tres personas y la hospitalización de más de 500 por picaduras de escorpiones, según informan los medios de comunicación estatales.

Los aguaceros, el granizo y los truenos caídos en la provincia de Asuán durante el fin de semana obligaron a las autoridades locales a suspender las clases el domingo, según el gobernador Ashraf Attia.

Escorpiones salen de su escondite

Las tormentas obligaron a los escorpiones a salir de sus escondites en muchas casas de la provincia, añadió Attia. Dijo que al menos 503 personas fueron hospitalizadas tras sufrir picaduras de escorpión y que todas ellas fueron dadas de alta tras recibir dosis de antiveneno.

"Las personas que fueron picadas por los escorpiones dijeron que sus síntomas incluían dolor intenso, fiebre, sudoración, vómitos, diarrea, temblores musculares y sacudidas de la cabeza", informó Al Jazeera.

El ministro de Sanidad en funciones, Khalid Abdel-Ghafar, dijo en un comunicado que no se había registrado ninguna muerte por picadura de escorpión.

Fotos y videos difundidos en las redes sociales mostraban calles inundadas y casas, vehículos y explotaciones agrícolas dañadas.

El diario Al-Ahram informó de las muertes, citando a Ehab Hanafy, subsecretario del Ministerio de Sanidad en Asuán. No dio detalles sobre la causa. Las lluvias también provocaron cortes de electricidad.

Comentarios