Escucha esta nota aquí

Un grupo de científicos de Austria ha logrado demostrar que un cannabinoide puede mitigar síntomas del mal del Párkinson no motores, como trastornos perceptivos y otras disfunciones del sistema nervioso autónomo, lo que podría convertirse en un poderoso aliado contra esa enfermedad.

Se trata del "primer estudio aleatorio controlado que examina la eficacia y seguridad de un cannabinoide en el tratamiento de síntomas no motores en pacientes con la enfermedad de Parkinson", indicó la Clínica Universitaria de Neurología de Innsbruck (Austria) en un comunicado este jueves (24.09.2020).

El estudio se llevó a cabo utilizando un cannabinoide sintético, la nabilona, con propiedades farmacológicas similares al componente sicoactivo del cannabis.

El resultado de la investigación fue publicado en la revista especializada Annals of Neurology.

Normalmente se asocia el párkinson con temblores y rigidez muscular, pero lo cierto es que "muchos pacientes sufren síntomas no motores: tienen depresión, ansiedad, problemas para dormir. Son muy comunes", dijo el neurólogo Klaus Seppi, uno de los autores del estudio, a la agencia de noticias EFE.

"Tenemos muchas evidencias de que los síntomas motores son tratables, pero para los no motores apenas hay tratamientos", avisa el investigador, que además recuerda que estos pueden aparecer años antes de que se desarrollen problemas de movilidad. (efe)

Los investigadores tienen la esperanza de que su trabajo pueda servir como base para futuros estudios y que ayude a aprobar el cannabis como tratamiento para el párkinson. (efe)