Escucha esta nota aquí

El papa Francisco abrió una conferencia sobre abusos sexuales de menores a manos de religiosos en Europa Central y del Este, y urgió a los participantes discutir "caminos concretos a la reforma".

El evento de varios días reúne a representantes de 20 países en la capital polaca de Varsovia, donde el pontífice calificó la situación de los abusos como una "crisis".

"Nuestras expresiones de tristeza deben convertirse en caminos concretos de reforma, para prevenir nuevos abusos y dar confianza a los demás de que nuestros esfuerzos traerán un cambio real y confiable", declaró Francisco a los asistentes en un mensaje por video.

La iglesia católica se ha visto remecida por una larga serie de escándalos sexuales en Polonia, un país de la Unión Europea donde el catolicismo tiene fuerte influencia.

Desde el año pasado, el Vaticano ha sancionado a ocho obispos polacos acusados de encubrir abusos, así como un cardenal.

La iglesia polaca anunció en junio que, entre julio de 2018 y fines de 2020, recibió 368 denuncias de abusos cometidos por el clero, algunos de décadas atrás.

"Les pido escuchar el grito de las víctimas y dedicarse, entre ustedes y con la sociedad en su conjunto, a estas importantes discusiones porque tocan el futuro de la Iglesia en Europa Central y del Este", dijo el papa a la conferencia. 

Comentarios