Escucha esta nota aquí

La derogación del Decreto Supremo (DS) 4356 que deja sin efecto la ampliación del registro de comercio por 15 años a la Fundación para el Desarrollo Empresarial (Fundempresa), de acuerdo con los analistas consultados, no tiene razón de ser ya que la entidad desarrolla una labor eficiente y es un pilar para las empresas bolivianas.

Iver von Borries, abogado Corporativo y de Negocios, indicó que en el plano legal no hay nada que cuestionar al Gobierno ya que el DS 4407 tiene el mismo rango que el 4356, por lo que su abrogación es correcta.

Sin embargo, hizo notar que el desempeño de Fundempresa es óptimo, donde el registro de comercio se desarrolla de forma ágil lo que beneficia a las nuevas empresas nacionales e internacionales que apuestan por el país.

Von Borries, sostuvo que en Fundempresa se hicieron importantes inversiones y avances técnicos que se deben respetar y que si la observación del Gobierno es que 15 años es mucho, a su criterio se les debería extender la concesión entre cinco y diez años, pero que se siga dando continuidad a al buen trabajo que hace Fundempresa.

Por su parte, el especialista en temas comerciales, Luis Moreno, coincidió con Von Borries en que desde la parte legal no hay ningún problema, pero aclaró que la incertidumbre es saber si para la renovación de la licencia para seguir operando se tomará en cuenta la capacidad técnica de Fundempresa o se recurrirá a otra institución que no cuenta con su experiencia.

Mientras que, para el abogado especialista en temas comerciales y constitucionales, Juan Carlos Urenda no existe un motivo real para dejar sin efecto dicha ampliación de la concesión y que si el argumento son los años, el Gobierno puede reducirlo a una cantidad prudente para que dicha entidad pueda seguir desempeñando su tarea

Urenda destacó que Fundempresa es una de las pocas entidades, sin fines de lucro, que realizan actividades públicas de forma profesional, eficiente y técnica, por lo que espera una accionar racional del Ejecutivo en este tema.

Cabe recordar que Fundempresa tiene licencia hasta septiembre de 2021 para seguir operando otorgando matrículas comerciales a las empresas que lo soliciten.

Lo que dice el Gobierno

En el nuevo decreto justifica que esta concesión debe ser otorgada mediante licitación pública nacional, además observa que al aprobar una ampliación por 15 años se vulnera procedimientos y se compromete al Estado a generar obligaciones.

“El interés principal de preservar la seguridad jurídica y garantizar los derechos del administrador, no puede tener fundamento en la arbitrariedad y el abuso de las funciones ejecutivas. Vulnerar los procedimientos y acordar la ampliación de un plazo sin garantizar un proceso de evaluación previo, comprometiendo al Estado por quince (15) años genera la obligación de evaluar e iniciar las acciones y procesos de responsabilidad que sean necesarios, para precautelar los derechos del pueblo boliviano”, se detalla en el decreto 4407.

Comentarios