Escucha esta nota aquí

Por: Noelia Gutiérrez

Autoridades departamentales llegaron hasta la Empresa Siderúrgica Mutún (ESM) para inspeccionar su estado y conocer los avances de su construcción, que fueron paralizados en la gestión 2020, por decisión del gobierno transitorio. 

En la ocasión, el presidente de la Asamblea Legislativa Departamental (ALD), Zvonko Matkovic, se comprometió a viabilizar el proyecto con las leyes que se necesiten desde la asamblea para reactivarlo. Esto como parte del plan del gobierno que incluye a Puerto Bush, donde se llegará con energía eléctrica para potenciar su desarrollo con la exportación de la producción boliviana a través del Océano Atlántico.

“Hemos venido a ver este gigante dormido que tenemos hasta el día de hoy. Tenemos que depender de nuestros propios recursos, no solamente del petróleo, sino explotar esto que nos puede generar otro tipo de regalías. En cuanto al puerto, no se lo puede considerar así sin energía eléctrica, por eso existe el compromiso de instalarla para que cumpla su función y sea un gran aporte para la industria boliviana”, enfatizó Matkovic. 

Por su parte, el gobernador Luis Fernando Camacho lamentó la triste realidad en Mutún, donde se tiene una vetusta máquina de lavado de la época de la Comibol, que no ofrece las condiciones para la explotación del hierro; que de acuerdo a datos técnicos ofrecidos por la siderúrgica, la planta tendría capacidad de producir un volumen de 200 mil toneladas del mineral en sus inicios. 

Camacho anunció que de forma conjunta se trabajará este proyecto y el de Puerto Bush, sumado a la construcción de la carretera. Para ello se harán las gestiones con el Gobierno nacional y se creará alianzas entre el sector privado, la Gobernación y los municipios.

Asimismo, comprometió la presencia de un representante de la Gobernación en la siderúrgica, que será designado de manera técnica, no política, para que esté al tanto del avance de este proyecto y coordine de forma directa con el presidente de la planta, Gustavo Choque. 

El yacimiento cuenta con al menos 40.000 millones de toneladas de hierro, considerándose el más grande del mundo.

La ejecución del proyecto siderúrgico Mutún, tiene inversión que asciende a los 546 millones de dólares, el 85% es financiado por la empresa Eximbank de China y el 15% es contraparte del Tesoro General de la Nación (TGN). Su funcionamiento demandará al menos 1.500 empleos directos y cerca de 3.000 indirectos.

Comentarios