Escucha esta nota aquí

La Cámara de la Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz (Cainco), a través de su presidente Fernando Hurtado, hizo conocer la posición de la institución ante la crisis sanitaria que afecta al país y pidió que la Asamblea Legislativa piense en el pueblo boliviano antes de tener una postura partidaria.

Mientras que Víctor Borda, diputado por el MAS y expresidente de la Cámara de Diputados, dijo entender la postura de la institución cruceña que a su criterio solo busca mantener sus privilegios. 

Hurtado lamentó que la Asamblea en vez de viabilizar la generación de recursos los traba o rechaza con argumentos que faltan a la verdad y que solo responden a una política partidaria.

Criticó que se busque promulgar una ley para bajar los alquileres sin tomar en cuenta que muchas personas para sobrellevar su vejez han invertido en la construcción de una vivienda para alquilarla y que esos recursos le permitan cubrir su necesidades básicas.

Hurtado observó que se busque ampliar el diferimiento en el pago de los créditos, sin indicar que para que esto funcione hace falta el apoyo de recursos externos que los mismos legisladores obstaculizan.También lamentó que se intente disminuir las pensiones a los colegios, sin considerar las estructuras de costos que se deben mantener. 

"Lo que no dicen es que sin ingresos ponen en riesgo a miles de unidades educativas y si éstas desaparecen, ponen en riesgo la educación de calidad que tanto necesita nuestro país", remarcó Hurtado.

"Necesitamos una Asamblea que piense en su pueblo y no en su interés político partidario. Necesitamos una Asamblea justa e imparcial, no una que quiera legalizar lo ilegal. Un proyecto de ley que busca la regularización de vehículos contrabandeados es legalizar lo ilegal en desmedro de aquellos que trabajan honestamente", cuestionó Hurtado. 

Asimismo, aseguró que esta crisis ha demostrado muchas cosas, entre ellas que se sigue teniendo políticos que venden ilusiones en vez de ofrecer soluciones.

Al respecto, el diputado Borda remarcó que las leyes que buscan la rebaja del precios de los alquileres, de la mensualidad en los colegios y universidades privadas o el diferimiento de los créditos no son otra cosa que la defensa de los más humildes y de las personas que no tienen la capacidad de cumplir con estas obligaciones.

Borda señaló que los bolivianos no deben tener duda de que la Asamblea piensa en todos ellos y no solo en algunos sectores habituados a no perder y siempre a ganar a costa de los demás a tiempo de rechazar que estén actuando de forma partidaria como dicen los empresarios.

"Claro que van a rechazar estas leyes o proyectos de leyes, pues estos empresarios son dueños de las clínicas, de condominios y de los colegios particulares", sostuvo Borda que subrayó que la Asamblea Legislativa es el 'talón de Aquiles' del actual Gobierno y de la Cainco.