Escucha esta nota aquí

El nuevo presidente de la Cámara Agropecuaria del Oriente (CAO), Oscar Mario Justiniano, pidió la pronta designación de un nuevo ministro de Desarrollo Rural y Tierras. Para el dirigente, es necesario que se cubra esta acefalía para que pueda coordinar con el nivel central la reactivación del sector productivo golpeado por la pandemia.

La anterior semana, el entonces ministro Edwin Characayo fue destituido después de ser encontrado en flagrancia cuando recibía un soborno por 20.000 dólares para agilizar el saneamiento de un predio ubicado en la localidad de San Ramón, en el departamento de Santa Cruz.

Tras este hecho fue destituido, pero a una semana de lo ocurrido hasta el momento el Gobierno no designó a nadie en el cargo. Los interculturales, que apoyaban al depuesto ministro, exigen que la nueva autoridad venga de este sector, porque es una plaza política que ganó mediante el voto por el MAS, partido de Gobierno.

Justiniano sostuvo que es imperante tener una cabeza en este ministerio, por la relación directa entre esa cartera de Estado y el sector productivo con el que debe coordinar medidas para reactivarlo, tras los efectos por la pandemia y las pérdidas sufridas a comienzo de año por factores climáticos.

Sostuvo que la nueva autoridad debe atender las demandas del agro, como el acceso a la biotecnología y el saneamiento de las tierras productivas.

“Es un ministerio importante para nosotros y precisamos que se ponga a una persona que conozca la problemática del país y no solo de una región”, señaló Justiniano.

Comentarios