Escucha esta nota aquí

La cuarentena ocasionada por la pandemia de coronavirus ha causado que la demanda de alquileres crezca entre un 25% y 60%, de acuerdo con los datos de las empresas del sector inmobiliario.  

En el caso del portal www.infocasas.com.bo, las solicitudes de alquileres han crecido entre un 25 y 30% durante este periodo, sobre todo en el mes pasado, comparadas con las de antes del confinamiento. Así lo informó su country manager, Rodrigo Knebes.

Hay un pico de búsquedas. La gente no deja de alquilar, pero en esta coyuntura está buscando algo que se ajuste a su nueva realidad, con ingresos menores”, dijo Knebes.

En tanto, en RE/MAX los alquileres acapararon el 60% de las transacciones que realizaron en junio, un porcentaje superior al registrado antes de la cuarentena.

“Hay empresas que no necesitan tanto espacio para operar (porque la gente está trabajando desde sus casas) y están buscando oficinas con menos metros cuadrados y más económicas. Eso ha elevado la demanda”, expresó Oliver Viera, director nacional de RE/MAX. "En el caso de los alquileres de viviendas, la disminución de los ingresos de los inquilinos ha hecho que busquen opciones más baratas", agregó Viera.    

En un par de meses, según el director nacional de RE/MAX, la alta demanda de alquileres ocasionará que los precios suban y, por ende, que mucha gente opte por comprar un inmueble en lugar de pagar una renta, ya que preferirán destinar esos recursos a pagar una cuota bancaria.

A decir de Franz Rivero, CEO de UNO Corporación Inmobiliaria, casi de forma generalizada, los cánones de alquiler han sufrido una reducción, tanto para uso residencial como comercial y corporativo.

Algunos inquilinos que no han llegado a un acuerdo con los propietarios de inmuebles, están resolviendo sus contratos y buscando nuevas opciones más pequeñas en su mayoría porque están implementando el teletrabajo.  Otras (la minoría), están necesitando más espacios o tamaños más grandes (es el caso de empresas del sector farmacéutico y de alimentos), explicó Rivero.

Por su parte, Pablo Quiroga, director de Century 21, manifestó que mucha gente que vive en alquiler está tratando de 'achicarse' y eso ha impulsado la demanda.  En los próximos meses, según Quiroga, habrá un mercado de alquileres fuertes

Julio Cronembold, gerente comercial de UltraCasas, indicó que los alquileres han sufrido una disminución menor de la demanda. “En junio tuvimos un 76% de caída en la demanda en venta de viviendas, contra un 52% en alquiler”, dijo.

Ley de reducción de alquileres

Esta semana, la Ley de Excepción de Arrendamientos, que fija el descuento del 50% de los alquileres durante la cuarentena por el coronavirus, fue remitida al Órgano Ejecutivo para su promulgación y su aplicación, la cual sería retroactiva al 17 de marzo.

Con respecto a ese tema, Knebes señaló que lo óptimo sería que el mercado se regule por sí mismo, es decir, que se lleguen a concertaciones entre partes (inquilinos y propietarios). “Existe empatía y conveniencia. Las personas que están alquilando su inmueble considero que entienden que estamos en una situación crítica y tampoco quieren perder un inquilino que les genera un ingreso durante este periodo, ya sea un 30, 40 o 50% menos. Pero debe ser una negociación particular entre ambos. Incluso puede que se suspenda hasta un mes el pago”, sostuvo.

A decir de Knebes, la norma afectaría el derecho de la propiedad y lo preestablecido, además genera incertidumbre para el futuro, ya que no hay seguridad e incentivo para los inversionistas. “Habría que analizar a profundad la ley y su duración”, señala.

Por su parte, Viera considera que la ley es inconstitucional, ya que no puede ser retroactiva.  “No se puede mandar algo hacia atrás. ¿Ahora qué va a pasar? Los que cumplieron esos meses van a pagar el 50% en los siguientes. Va a ser un problema”, señaló.

Para Quiroga, la ley debe servir de base para la negociación entre inquilinos y propietarios de inmueble, en base a la situación de cada uno.  

En tanto, Rivero indicó que la norma tiene serios cuestionamientos y que, en cuanto sea promulgada, será cumplida mientras no se manifieste en contra el Tribunal Constitucional.

Respecto a sus efectos comerciales, el CEO de Uno Corporación Inmobiliaria señaló que ya está generando que algunas personas interesadas en tomar nuevos alquileres, insinúen si el valor ofertado será cerrado en la mitad, siguiendo lo que prevé la ley de condonación de alquileres que aún no ha sido promulgada.

"Es una medida que se puede entender dura para los propietarios, pero si vemos la balanza en términos generales es positiva para la economía, porque permite principalmente ayudar en el proceso de no romper con la cadena de pagos", sostuvo Cronembold.

Para el ejecutivo lo más criticable es la forma en como se ha manejado desde el Gobierno, ya que el retraso en la elaboración, debate y promulgación de la ley haciendo de que la incertidumbre y confusión cree conflictos en el mercado

¿Quiénes ganan y quiénes pierden?

Al ser consultado sobre ¿quiénes ganan y quiénes pierden con la promulgación de la ley de alquileres? Knebes indicó que eso depende de muchos factores y cada caso particular, ya que los bienes raíces son muy amplios e implican a todos los sectores socios económicos, por lo que se tendría que hacer una segmentación para estudiar mejor la situación.

En teoría quienes podrían ser más afectados, según Knebes, podrían ser los propietarios de inmuebles que dependen al 100% de sus alquileres para vivir.

Esa opinión es compartida por Viera, quien, considera que no se puede obligar a la gente (mucha de la cual ha hecho sacrificios para comprar un inmueble y alquilarlo) a resignar la mitad de sus ingresos.

De igual manera, Quiroga cree que los grandes perdedores serán las personas que se dedican a alquilar inmuebles, porque ingresarán menos dinero, ocasionando que incluso no puedan cumplir con sus deudas.

A decir de Rivero, perderán o ganarán ambas partes, de acuerdo con el trato que alcancen. “Para evitar mayores inconvenientes, es recomendable buscar el asesoramiento de un corredor inmobiliario.