Escucha esta nota aquí

Bajaron el tono. Los dueños vehículos indocumentados suspendieron este lunes los bloqueos a escala nacional. La determinación se dio después de que el viceministro de Régimen Interior, Nelson Cox, ordenara a la Policía Nacional intervenir cualquier corte de ruta que se registre en el país.

En días pasados, este sector dio un ultimátum al Gobierno central para que viabilice una norma para nacionalizar o establecer una amnistía a favor de las personas que compraron vehículos indocumentados. 

Los propietarios incluso dieron un plazo de 72 horas para que su demanda sea atendida, caso contrario amenazaron con bloquear las diferentes carreteras del país desde este lunes 2 de agosto.

Este gremio asegura que a escala nacional existen 200.000 vehículos indocumentados, que en su mayoría circulan en provincias y prestan el servicio de transporte de carga de productos, en especial agrícolas.

Rubén Ferrufino, representante nacional de los dueños de autos indocumentados, señaló que tras una reunión de emergencia del sector se coordinó dejar de lado las medidas de presión. Eso sí, dijo que se realizarán marchas pacíficas en las diferentes regiones del país.

“No queremos perjudicar a nadie, las bases han decidido eso”, señaló Ferrufino.

El dirigente aclaró que el pedido de amnistía se debe a que muchos de estos vehículos fueron adquiridos por productores de las provincias que usan estos vehículos para sacar sus productos a las ciudades.

“Por eso pido la amnistía para poder transitar libre por el territorio, no vamos perjudicar al sector del transporte público”, sostuvo.

Aseguró que su sector se halla en estado de emergencia, porque el Gobierno anunció la incautación de vehículos indocumentados. Esto alarmó a varios propietarios que se organizaron para defender sus herramientas de trabajo.

No queremos convulsionar al país, queremos tener un diálogo franco con el Gobierno, queremos que se establezcan mesas de trabajo. No vamos bloquear porque no queremos ser perseguidos”, dijo el dirigente.

La mañana de este lunes, el viceministro Cox afirmó que no permitiría ningún bloqueo de ruta, incluso calificó de ilegal a este sector e informó que ordenó a la Policía intervenir y ejercer la fuerza si es necesario.










Protesta de dueños de vehículos indocumentados/Fotos: Richard Sotez

La autoridad detalló que existen puntos de bloqueo en Santa Cruz, a la altura del puente de Yapacaní y la Chiquitania, en Cochabamba en las carreteras al oriente, occidente y también en el valle alto, Punata, Colomi y Confital.

Hoy se procederá al desbloqueo inmediato de este tipo de acciones ilegales, no solo porque ponen en riesgo la economía del Estado sino porque también afectan a la libre circulación”, dijo en conferencia de prensa.

El viceministro dijo que se identificó a muchos propietarios de motorizados ilegales, por eso aseguró que continuarán luchando contra el contrabando y cualquier ilícito que atente contra el desarrollo económico.





Comentarios