Escucha esta nota aquí

Por Walter Vásquez

El empresariado espera que el diálogo que iniciará el próximo lunes con el Gobierno se mantenga en el tiempo para abordar otras preocupaciones y propuestas del sector. El planteamiento inicial que harán para la negociación salarial es que ese tema sea tratado por actividad económica.

“Va ser difícil que en una reunión se puedan tratar todos los temas, preocupaciones o propuestas que tengamos como sector, así que esperamos que sea la apertura de un camino, de un diálogo transparente, sincero, que pueda ser mantenido en el tiempo”, dijo a EL DEBER Radio el presidente de la Federación de Empresarios Privados de Santa Cruz (FEPSC), Jean Pierre Antelo.

El empresario hizo también votos en que este acercamiento con el Gobierno central se repita también en otros niveles e instituciones del Estado, en los que el sector privado no tiene las puertas abiertas.

La reunión del lunes entre el empresariado y la administración de Luis Arce será la primera tras un año y medio de gestión gubernamental y se realizará en medio de negociaciones que el Ejecutivo sostiene con la Central Obrera Boliviana para dar atención al pliego petitorio de los trabajadores, en el que está la demanda de incremento de 7% al haber básico y de 10% al mínimo nacional.

“Lo que hemos planteado es que cualquier negociación salarial debe darse entre los actores que de verdad generan empleo y los que trabajan para que las empresas sean exitosas. Eso quiere decir que las negociaciones deben ser sectoriales, entendiendo las oportunidades y dificultades de cada región y de cada empresa”, anticipó Antelo.

El ejecutivo de la FEPSC sostuvo que en ese marco se puede seguir el modelo que ya impulsan con las confederaciones de fabriles y constructores, por ejemplo, con los que mantienen conversaciones para abordar temas como el contrabando, los aportes a las AFP y el acceso a la salud y educación, entre otros que preocupan al sector laboral.

El aprobar la propuesta salarial de la COB, tal como está, solo reducirá la cantidad de fuentes de trabajo y aumentará el número de personas desempleadas que tratan de subsistir apelando a la venta de productos de contrabando, entre otros, indicó.

Información de la Cámara de Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz (Cainco) da cuenta que 20 de los 35 sectores productivos del país (60%) no se han recuperado de la crisis generada por la pandemia del Covid-19 y por ello, no están en condiciones de asumir un incremento salarial para esta gestión. 

El viernes pasado, el viceministro de Política Tributaria, Jhonny Morales, confirmó que el Gobierno se reunirá este lunes a las 15.00 con el empresariado, para “cruzar” información sobre el incremento salarial.

“Nosotros vamos a escuchar el lunes al sector empresarial, vamos a debatir sus documentos y argumentos en la mesa de diálogo y también vamos a facilitar información oficial sobre la situación económica del país: cómo estamos y cuáles son las condiciones del incremento salarial que estamos negociando y analizando con el sector obrero”, manifestó Morales, quien remarcó que esta decisión se anunciará el 1 de mayo.

Comentarios