Escucha esta nota aquí

La Cámara de Industria y Comercio (Cainco) expresó el martes, a través de un comunicado, el descontento de los empresarios de Santa Cruz por el aumento del 8,5% a los sueldos de la masa laboral y de 15% al salario mínimo nacional, ya que es -afirman- una "carga pesada" para el sector.

"La carga laboral es cada vez más pesada para el sector empresarial, independientemente del tamaño de cualquier empresa, por lo que éstas se ven obligadas a destinar recursos al pago de planillas con los incrementos salariales, además de otros beneficios que ya han sido otorgados como el doble aguinaldo y los incrementos desproporcionados del salario mínimo nacional", señala el comunicado.

Para los empresarios, esas medidas frenan el crecimiento del sector y postergan las ampliaciones, proyectos y generación de nuevas fuentes de empleo.

Además, advierten que el nuevo incremento de sueldos, que acordaron el Gobierno y la Central Obrera Boliviana, tenderá a ampliar el margen de la informalidad en el país, lo que deriva en empleos mal pagados y trabajadores que no gozan de los beneficios que por ley les corresponde.

"Solicitamos una reunión con el presidente y sus ministros del área económica, en la cual se recojan todas nuestras observaciones y aportes en relación al ámbito laboral, que en el fondo tienen como objetivo contribuir al crecimiento del país, con lo cual mejorarán las condiciones laborales de nuestros trabajadores", acota el mensaje empresarial.

Cámara Nacional de Industrias se pronuncia

Por su lado, el titular de la Cámara Nacional de Industrias, Mario Yaffar, manifestó su desacuerdo al señalar que el alza salarial 2015 aprobada por el Gobierno aumenta los costos laborales de las industrias nacionales legalmente establecidas, lo cual reduce su competitividad frente a la competencia