Escucha esta nota aquí

En el aeropuerto de Guayaramerín la gente acomoda sus maletas a la intemperie y esperan incómodos la llegada de su vuelo. Esta escena se repite a diario en esa región fronteriza con Brasil, ubicada en el departamento de Beni. Las personas hacen esta operación pese a que desde septiembre de 2021 la terminal área está completamente remodelada. Y aunque todo está listo para su uso, nadie da una versión sobre la demora de entrega oficial y traspasan sus responsabilidades. Los transportistas de la zona denunciaron que el proyecto se retrasa porque no encuentran una fecha para que el presidente, Luis Arce Catacora, entregue la obra. 

La obra se hizo con una inversión de Bs 23,9 millones por parte de la Unidad de Proyectos Especiales (UPRE), mediante un Convenio Intergubernativo de Financiamiento (CIF) con la Gobernación de Beni.

Joaquín Velarde, secretario ejecutivo de la Asociación de transportistas de la provincia Vaca Díez, informó que la terminal aeroportuaria fue culminada en septiembre de 2021, pero a la fecha falta equiparla para que pueda operar. Por este motivo, las operaciones de control se hacen sobre las antiguas instalaciones e incluso a la intemperie. 

Denunció que incluso han hecho un reclamo formal a la oficina departamental de Navegación Aérea y Aeropuertos Bolivianos (Naabol) para exigir que se pueda usar la terminal aeroportuaria. 

“Nos dicen que falta un espacio en la agenda del presidente Lucho Arce. Se pasan la responsabilidad y los más perjudicados somos nosotros”, señaló el dirigente.
Incluso denunció que no existen los equipos suficientes para que el aeropuerto pueda operar.

“Ya las torres de control, las oficinas, los ambientes de carros bomberos ya están, pero lo que falta es la terminal aérea por falta la logística y hasta ahora nadie dice está boca es mía. Hemos hechos reclamos a Naabol y no hay resultados”, señaló.

Reveló que se debe realizar el mantenimiento de la pista de aterrizaje que, según él, “ya está en pésimo estado”. “En Chimoré hicieron un aeropuerto internacional y no hay vuelos, pero acá necesitamos que habiliten el nuestro”, comentó.

Naabol espera autorización

Mauricio Gómez, director regional de Naabol, aseguró que la entidad tiene todo el equipamiento para hacer operar el aeropuerto. Añadió que uno de los motivos que obligó a retrasar el funcionamiento de la nueva infraestructura es la transición que se hizo de la antigua Aasana a la actual entidad controladora.

“Además, la Gobernación adeudaba a la empresa (constructora), pero ya pagó. Entonces, la empresa no podía remitir la documentación correspondiente a la UPRE para que se cierre el proyecto y pueda hacerse la entrega. Desconozco ahora los motivos del por qué no se ha entregado el aeropuerto”, señaló el funcionario.

En este contexto, dijo que la UPRE debe dar el visto bueno para que se pueda habilitar el aeropuerto. No obstante, desde esa entidad indicaron que ya se realizaron todos los desembolsos y trámites pendientes y que está en manos de las autoridades locales el uso de esa infraestructura.

Gonzalo Rodríguez Cámara, director general de la UPRE, dijo no existe ningún tipo de impedimento para que se use el aeropuerto porque cuenta con toda la infraestructura terminada.

“La recepción definitiva fue hecha el 26 de abril de 2021 y estaría en control de ellos la infraestructura”, explicó Rodríguez.

En ese sentido, sostuvo que la entrega protocolar la definen en presidencia; sin embargo, esto “no es un impedimento para que el aeropuerto esté funcionando”.

Desde la Gobernación de Beni indicaron que cumplieron con todos los trámites administrativos. 

Señalaron que la apertura de la terminal aeroportuaria pasa por el espacio que tenga en su agenda el presidente del país para inaugurar la obra de manera oficial. “Como Gobernación ya hemos cumplido y pagamos”, dijo Nataly Dávila, secretaria de Obras Publicas de la Gobernación. 

Comentarios