Escucha esta nota aquí

El Gobierno realizará un plan de industrialización y reactivación del sector productivo, pero sin escuchar al sector empresarial. Los hechos así lo demuestran, este lunes el presidente Luis Arce Catacora anunció que recogerá las sugerencias planteadas por sectores afines para implementar el Plan de Desarrollo Nacional.

Desde el mes de agosto, la administración de Arce realizó varias cumbres para la Reconstrucción Económica y Productiva.

 En estos encuentros, realizados en los nueve departamentos, participaron sectores afines a la administración estatal como la Central Obrera Boliviana (COB), Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (Csutcb), Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia (Fstmb), Confederación Nacional de Mujeres Campesinas Indígenas Originarias de Bolivia Bartolina Sisa (Cnmciob-bs) y líderes de otras organizaciones sociales.

Pero la voz del sector empresarial no se tomó en cuenta para estos encuentros, siendo los principales actores de la economía.

Según el mandatario, “esta es la forma de hacer planificación económica” y que todas las ideas realizadas en las cumbres serán incluidas en el Plan Nacional de Desarrollo para la industrialización del país.

“Hemos coincidido con las organizaciones sociales, a la cabeza de la Central Obrera Boliviana y el Pacto de Unidad, donde nosotros planteábamos un Plan de Gobierno en nuestra campaña del año 2020, conjuntamente a nuestro jilata David Choquehuanca, planteábamos la industrialización del país y básicamente hemos coincidido porque muchos departamentos, prácticamente la totalidad, plantean que Bolivia ingrese a la era de la industrialización”, afirmó el Jefe de Estado en un multitudinario acto que se desarrolló en el coliseo cerrado Julio Borelli Viterito de la ciudad de La Paz.

Calificó como importante conversar con el pueblo boliviano, a la cabeza de sus organizaciones sociales como la COB, el Pacto de Unidad y otros, para recabar sus propuestas como la dotación de agua para incrementar la producción agrícola, la implementación de riego tecnificado y otros para impulsar el desarrollo del país.

El secretario ejecutivo de la Central Obrera Boliviana, Juan Carlos Guarachi, indicó que los trabajadores proponen fortalecer la industrialización del país cuidando la Madre Tierra.

Mirada empresarial

Rolando Kempff, presidente de la Cámara de Nacional de Comercio (CNC) lamentó que el sector empresarial no fuera invitado pero aseguró que desde su sector están dispuestos a reunirse y aportar con ideas si el Gobierno decide realizar nuevamente estos encuentros.

En esa línea, el presidente de la Cámara de Nacional de Industria (CNI) Ibo Blazicevic, consideró que es poco inclusivo realizar un plan para la industrialización del país sin la presencia de los industriales que son los encargados de invertir.

El industrial informó que desde que Arce asumió la presidencia pocos han sido los encuentros que ha tenido su sector con el Gobierno.

“Hemos tenido charlas (con el Gobierno), pero nunca de manera oficial. Vemos que por lo menos hasta ahora no se ha dado el momento. Creo es que sumamente importante que el Gobierno y el sector privado nos sentemos a discutir, porque hay temas importantes”, señaló.

 Blazicevic resalta que reactivar la actividad económica “es importantísimo el aporte del sector privado y el diálogo va contribuir a eso”.

“Creo que el Gobierno necesita la visión de todos los sectores, pero aquí está faltando la nuestra, que podría complementarse con la visión de los trabajadores. Ahí (en las cumbres) está solo la visión del Estado, falta la visión privada”, sostuvo.

Según boletín emitido por el viceministerio de Comunicación, el 13 de agosto arrancó en Cobija, Pando la “Cumbre para la Reconstrucción Económica y Productiva, de la propuesta a la gestión” y recorrió los 9 departamentos del país y concluyó este lunes en la sede de Gobierno.

En estos encuentros se conformaron mesas de trabajo en áreas como salud, educación, generación de empleo, emprendimiento e industrias, industrialización y desarrollo productivo, energía, agua, turismo, crédito para la producción y otros.

Fidel Flores, presidente de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo) señaló que nunca fueron invitados a estos encuentros. No obstante, están abiertos a reunirse con las autoridades de gobierno para poder establecer una hoja de ruta para reactivar la economía.

“Sin embargo nosotros estamos dispuestos a participar en todo lo que sea reactivar el sector productivo. Vamos a estar atentos, si llega esta convocatoria (de diálogo)”, dijo.

Informó que el sector soyero se ha reunido con entidades estatales ligadas al sector agrícola, como el INRA y el ministerio del área, con quienes trataron el tema de tecnología y la tenencia de la tierra.

Vamos a estar atentos a cualquier invitación. Estamos teniendo acercamientos de a poco”, dijo.

Comentarios