Escucha esta nota aquí

En dos días trascurridos de la presente semana la cantidad de municipios y familias afectadas por las fuertes lluvias y el desborde de los ríos se incrementó considerablemente. Juan Carlos Calvimontes, viceministro de Defensa Civil, informó que desde el fin de semana hasta el martes, los municipios afectados aumentaron de 55 a 70 y las familias damnificadas se incrementaron de 8.148 a 10.337. El departamento de Santa Cruz se mantiene como el más afectado por las inclemencias del tiempo.

La autoridad explicó que en Pailón casi el 50% de la población ha sido perjudicada por el desborde de los ríos. En tanto, el 80% de la comunidad Hardeman (en el municipio de San Pedro) está prácticamente bajo el agua.

“Muchas familias son víctimas de las fuertes precipitaciones. En diferentes operativos hasta la fecha (martes) se rescató a 79 personas. Cinco personas que habían estado navegando durante todo el día sin rumbo en una canoa fueron socorridas en el municipio de El Puente, con la ayuda del helicóptero Súper Puma”, señaló Calvimontes.

En cuanto a los decesos provocados por las lluvias, se registran 15, según datos oficiales. La autoridad indicó que, de esa cantidad de fallecidos, 12 fueron ocasionados por la imprudencia de personas que se arriesgaron a navegar sin tomar en cuenta que podrían tener un desenlace fatal.

Un poco de alivio

La Gobernación de Santa Cruz envió ayer 12 camiones con alimentos a los municipios azotados por los desbordes de los ríos. Orlando Sucedo, secretario de Hacienda de la Gobernación cruceña, explicó que San Julián es uno de los destinos de estos camiones, ya que en esa población unas 250 familias se encuentran en un albergue. Cabezas, Charagua y Pailón son otros de los municipios que recibirán ayuda. La Gobernación también ha desplegado brigadas médicas para asistir a las familias.

Alerta roja desde hoy

El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) emitió una alerta roja para Santa Cruz y Beni, a causa de las lluvias y desbordes de ríos entre miércoles y viernes, y una alerta naranja para La Paz, Santa Cruz, Cochabamba, Pando, Beni, Chuquisaca, Potosí y Tarija por la crecida de ríos.

Se prevén desbordes en el Río Grande y sus afluentes. La alerta roja se emite cuando el nivel de amenaza es extremo por fenómenos no habituales de intensidad fuerte, muy fuerte y excepcional, con un nivel de amenaza muy alto para la población.

De acuerdo con el Reporte de Transitabilidad de la Red Vial Fundamental (RVF) de Bolivia, Santa Cruz es la única región que registraba dos tramos intransitables: Santa Rosa-Antofagasta y Antofagasta-La Enconada.

Además, la Administradora Boliviana de Carreteras recomienda transitar con precaución en los tramos Yapacaní-San Germán y Portachuelo-Buena Vista en Santa Cruz. De igual manera, hace la misma sugerencia para el tramo Tumupasa- San Buenaventura en La Paz.

Comentarios