Escucha esta nota aquí

La industria, particularmente la cervecera, se encuentra en alerta debido a un anteproyecto que busca financiar una ley nacional de lucha contra el cáncer, implementando un impuesto a las bebidas alcohólicas, al tabaco y a los alimentos ultraprocesados.

El proyecto de ley 362/2019 presentado el 5 de julio a la Cámara de Diputados por el parlamentario Édgar Montaño, titular de la Brigada Parlamentaria de Santa Cruz, en su capítulo IV, artículo 14 referido a cómo se financiará el programa nacional de lucha contra el cáncer establece tres posibilidades.

La primera indica que los recursos económicos para la mencionada ley se gestionarán ante el Tesoro General de la Nación (TGN), la segunda provendrá de un porcentaje mínimo del presupuesto establecido de la responsabilidad social empresarial pública y privada y la tercer vía se generará a partir de un impuesto directo al tabaco, alcohol y alimentos ultraprocesados que beneficiará directamente a la implementación del Plan Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

Este punto es observado por las cerveceras que consideran que seguir gravando con más carga tributaria es negativo para el sector. Ibo Blazicevic, titular de la Cámara Nacional de Industrias y gerente institucional de la Cervecería Boliviana Nacional (CBN), sostuvo que considera justas las demandas de la población que busca que se mejore la atención de la salud pública a los pacientes que sufren de cáncer, pero que como industria no están de acuerdo con que se cree un impuesto directo a las bebidas alcohólicas para el financiamiento de la atención a los enfermos de cáncer.

Hizo notar que la CBN sigue siendo el principal contribuyente del sector privado, ya que en el último año fiscal, aportó más de Bs 2.152 millones al TGN. “Este tipo de medidas no hace otra cosa que alentar al contrabando y generar desempleo”, dijo Blazicevic.

A su vez, Paola Álvarez, directora de la Cámara de Pequeñas y Medianas Industrias Cerveceras (Capymecer), indicó que el sector genera 650 puestos de trabajo directo, a tiempo de precisar que rechazan la creación de nuevos impuestos.

“Pagamos el Impuesto al Consumo Especifico, una alícuota específica de Bs 3,82 por litro (34,6%), el Impuesto al Valor Agregado, un 13%; el impuesto a las Transacciones, un 3% y el Proleche que significa un pago de Bs 0,10 por litro”. detalló Álvarez.

Las justificaciones

Montaño, diputado del MAS, e impulsor del proyecto de ley, explicó que la norma busca garantizar la atención de las personas afectadas por el cáncer, en donde la prevención, su tratamiento y rehabilitación deben ser procesos de calidad, y el Estado debe tener un rol importante con el aporte de otros sectores.

Sobre la observación de la industria, Montaño indicó que la nueva norma no busca crear nuevos impuestos, sino que de ese 34,6% que actualmente pagan las cerveceras, tabacaleras e industrias de alimentos ultraprocesados (harinas y aceites) que un mayor porcentaje sea destinado al programa de lucha contra el cáncer. “Somos responsables, no buscamos incrementar el costo de la cerveza, del tabaco o de ciertos alimentos. Se debe esperar su reglamentación para tener más detalles”, precisó Montaño.

Tags

Comentarios