Escucha esta nota aquí

Ahorros, estudios, alimentos o un regalo para mamá por el Día de la Madre. Este es el destino que algunos jóvenes darán a los Bs 500 que cobraron por concepto del Bono Universal. Desde el martes empezaron a copar las filas que se forman en las afueras de las entidades financieras para hacer efectiva esta ayuda económica que entrega el Gobierno por la emergencia sanitaria y que en la fecha mencionada se comenzó a pagar a los ciudadanos que tienen entre 20 y 29 años.

"Tal vez las necesidades no son las mismas, pero este dinero que se entrega ayuda a cumplir aspiraciones que pueden ser momentáneas, pero hay que saber aprovecharlas", comenta Alicia López, estudiante de Administración de Empresas, quien planea destinar su bono a la contratación de planes de internet que abocará a sus estudios y a una plataforma de streaming para entretenimiento.

En la misma fila, en la entidad financiera aledaña al mercado Mutualista, otro beneficiario comentó que esta ayuda dará un respiro a la economía de los hogares. Los jóvenes son conscientes de que en casa no hay ingresos, no hay trabajo y no hay certezas de lo que pueda pasar mañana. Otros ya son padres de familia y proyectan llevar el alimento para unos días más.

En el centro de la ciudad, era media mañana y las sillas dispuestas para esperar turno de atención en el Banco Nacional de Bolivia (BNB) estaban ocupadas por jóvenes, algunos ya bancarizados. Y una faceta similar se vivió en otros puntos de la capital cruceña.

Según estimaciones expuestas por el ministro de Economía, José Luis Parada, al menos 36.198 personas entre 20 y 29 años percibieron el bono (cifras preliminares) de los 1,51 millones de personas que pasaron por las ventanillas de las 1.836 agencias y sucursales que la banca dispuso para el pago de esta ayuda económica.

Por otro lado, 499.799 personas con edad entre los 50 y 60 años también cobraron el bono hasta la presente fecha, mientras 478.621 ciudadanos con edad entre los 40 y 49 años también fueron abonados y otros 502.940 vecinos que tienen entre 30 y 39 fueron pagados.

El Bono Universal es una ayuda económica que entrega un pago único de Bs 500 a personas mayores de 18 años nacidas en Bolivia que no fueron beneficiadas con otros bonos gestados durante la emergencia sanitaria y que no son empleados del sector público o del sector privado (y no aportan a las AFP). Desde el 2 de junio se empezará a pagar a las personas de 18 y 19 años.

Tomando en cuenta el número de beneficiarios, al Gobierno le significó un desembolso de Bs 758,8 millones aproximadamente. El Estado cuenta con un presupuesto de Bs 2.000 millones que pretenden alcanzar a 4.000 millones de personas nacidas en Bolivia.