Escucha esta nota aquí

Paraguay ha conseguido lo que muy pocos países en la región. En un contexto de tasas de interés altas debido a la escasez de recursos, pero también a la inflación.  Así, la República del Paraguay emitió bonos globales por $us 500,6 millones, logrando una tasa de interés del 3,8%, que constituye la segunda tasa más baja en la historia del país desde su incursión en los mercados internacionales.​
El Ministerio de Haciendo del vecino país destacó que la transacción correspondiente al financiamiento externo para el 2022 presentó una demanda equivalente a 10 veces el monto total requerido y cuatro veces más considerando la operación en su conjunto. "Esto muestra la reacción positiva del mercado a los bonos de Paraguay", resaltó el Gobierno paraguayo.

Los recursos obtenidos en la emisión de bonos serán destinados a cubrir necesidades de financiamiento aprobados en el presupuesto del año 2022, además de una operación de pasivos que contempló la recompra parcial de los bonos 2023 y 2026.

Desde Paraguay indicaron que con la tasa de interés obtenida, la recompra del Bono Soberano 2023 por $us 221 millones y del Bono Soberano 2026 por valor de $us 80 millones, se permite reducir la carga de intereses, además de extender la vida promedio de la deuda y reducir el riesgo de refinanciamiento.

Las dos tasas más bajas obtenidas hasta ahora fueron logradas durante la administración de gobierno de Mario Abdo Benítez y esta última en un contexto de aumento de las tasas de interés en los mercados financieros, impulsado por la normalización de la actividad económica mundial, y en particular de Estados Unidos.

Teniendo en cuenta el panorama actual, el Ministerio de Hacienda ha previsto dentro del presupuesto que el financiamiento externo se distribuya entre financiamiento a través de emisiones de bonos y préstamos convencionales con organismos multilaterales, las cuales con la tasa obtenida, promedian tasas más bajas incluso a las obtenidas en los mercados internacionales en 2021.

Según Hacienda, la transacción realizada dentro de este contexto de volatilidad de las tasas de interés, refleja la confianza de los inversionistas en Paraguay, el cual está sustentado en el compromiso del país con la disciplina fiscal y el crecimiento inclusivo a lo largo de las dos últimas décadas.

La mejora constante en la calificación crediticia del Paraguay lo ubica a solo un escalón del grado de inversión, valora el Ministerio de Hacienda.

Comentarios