Escucha esta nota aquí

En la cuenta regresiva de la celebración de la fe religiosa de Semana Santa, la carne de pollo, el queso y el huevo registran una variación alcista de precio en los principales mercados y tiendas de barrio de la capital cruceña. Así, en el antiguo mercado Abasto -sector cárnico-, comercializadores de pollo consultados dieron cuenta de que el precio fluctúa de Bs 15,50 a 16 el kilogramo. Hace tres semanas, el pollo procedente de granjas de Mairana se cotizaba en Bs 13 y de marca Sofía a Bs 12,50.

El ajuste de precio también trasciende en las presas. El kilo de pechuga escaló de Bs 16 a 21; de pierna, de Bs 14 a 18; y de alas, de Bs 17 a 20En puestos de venta y pulperías de barrio la carne de pollo, con menudo, se cotiza a Bs 16 y 17 el kilo. Sin menudo vale Bs 18 y 19.

A decir del presidente de la Asociación de Avicultores de Pollos Parrilleros (Avipar), Winston Ortiz, el alza del precio es consecuencia de las políticas erradas asumidas en la gestión de la pandemia por las autoridades de los tres niveles de Gobierno que cerraron los mercados y restaurantes y desincentivaron la producción. “De marzo a agosto, tuvimos que vender entre Bs 3 y 3,50 el kilo vivo de pollo en las granjas. Un 35% (unas 1.000 unidades productivas avícolas) a escala nacional salieron del mercado por esta variable”, refirió.

Hizo notar, además que la subida del precio de la harina de soya solvente e integral, el maíz y el sorgo han desmotivado a muchos avicultores, sobre todo pequeños y medianos, a cargar aves en los galpones. “Los costos de producción se han disparado y nadie cría para perder”, manifestó Ortiz.

En el caso del huevo, según el boletín de la Asociación Departamental de Avicultores (ADA, en los mercados Mutualista, Los Pozos y La Ramada, dependiendo de las categorías, los precios varían de Bs 48,66 a 65,16 las cien unidades. En los mercados y tiendas de barrios hablan de un ajuste de al menos Bs 2 por categoría, que va de primera hasta cuarta.

En la oferta de pescado, según la banda de precio dispuesta por la municipalidad de Santa Cruz de la Sierra, el sábalo grande (de 1,9 a 2,5 kilo) debe venderse a Bs 50; mediano (de 1,2 a 1,8 kilos), de Bs 35 a 40; chico (hasta 1,1 kilo), a Bs 30; el pacú de criadero a Bs 40 el kilo; el de río, a Bs 35; el surubí, a Bs 50 el kilo; la chuleta, a Bs 55 el kilo, y el filete, a Bs 60.

En otras variedades de pescados, la piraña se cotiza a Bs 30 el kilo; el pejerrey, Bs 60; la trucha, Bs 80, el blanquillo, Bs 40; el paiche, Bs 60; el tucunaré, Bs 40, mientras que la cola de lagarto, a Bs 50.

Entretanto, el Gobierno Autónomo Municipal de Santa Cruz de la Sierra realiza controles en los centros de abastecimiento, supervisando la comercialización de carne de pescado. Este martes, la comisión encargada inició la jornada de control en el tradicional mercado Florida, donde además, colocaron la lista oficial de precios en la entrada y en distintos puntos del lugar.

Comentarios