Escucha esta nota aquí

El movimiento económico generado por las fiestas de fin de año genera cierta esperanza en los supermercados, quienes esperan recuperar algo de sus ventas debido a la mayor demanda de alimentos, bebidas, reglados y artículos navideños.

Sergio Weise, presidente de la Asociación Boliviana de Supermercados (Absosuper), indicó que el año ha sido muy bajo en ventas y que existe una notoria contracción en la demanda agregada, la cual se agrava aún más en el canal moderno (supermercados) por la competencia ilegal del contrabando.

Es imposible competir con esos precios (contrabando). Hemos perdido mucho tráfico de gente, es decir, los clientes han dejado de visitar nuestras salas”, dijo Weise, a tiempo de señalar que en el sector las ventas electrónicas son aún muy bajas.

Este será el segundo año consecutivo complicado para los supermercados. De acuerdo con datos del Ministerio de Economía, la facturación en el sector cayó un 13% entre noviembre 2019 y noviembre de la pasada gestión.

Hasta noviembre de 2019 sus ventas llegaban a $us 737 millones y un año después disminuyeron a $us 640 millones. La facturación de este sector desde 2010 fue en ascenso y alcanzó un pico de $us 830 millones en 2018, según los datos del Ministerio de Economía.

Comentarios