Escucha esta nota aquí

Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) despachó ayer a nivel nacional un total de 41.600 metros cúbicos (m3) de combustible, con el fin de garantizar el abastecimiento en previsión al anuncio de movilizaciones y bloqueos en el país.

"En función a la tendencia de la demanda a nivel nacional se prevé el despacho de los siguientes volúmenes del 5 al 8 del presente mes: 21.848 m3 de diésel; 19.752 m3 de gasolina especial y 3.765 toneladas de GLP respectivamente", se lee en un informe proporcionado por la Gerencia de Comercialización de la estatal petrolera.

Para el suministro de diésel, un 70% es de origen importado cuyo abastecimiento se realiza desde Puerto Suárez, frontera con Brasil, para el caso del oriente y por Arica e Iquique, Chile, para el occidente del país. En la eventualidad de registrarse bloqueos en las vías de importación podría generar inconvenientes en la internación del combustible a territorio nacional.

Los saldos iniciales para diésel oil, gasolina especial y gas licuado de petróleo en plantas de almacenaje contemplan una autonomía optima a nivel nacional. 

A la fecha, el abastecimiento de combustibles se realiza de manera normal en los nueve departamentos del paísPara el efecto ya se despacharon importantes volúmenes de hidrocarburos y GLP desde el mes de octubre a fin de reactivar la actividad económica del país ante un incremento de la demanda especialmente de hidrocarburos líquidos de un 10%, respecto a los volúmenes normales promedio programados, dice el informe. 

YPFB exhorta a los grupos movilizados permitir el normal tránsito de cisternas que transportan estos combustibles líquidos que atienden a la reactivación económica en distintas formas como la agroindustria, ganadería, minería, proyectos petroleros entre otras.

Desde la vicepresidencia Nacional de Operaciones advirtieron que los bloqueos con quema de elementos como llantas, madera y petardos pueden constituirse en un serio riesgo para la vida de las personas  movilizadas, por lo que pidieron tomar en cuenta medidas de seguridad.

Este viernes, en Santa Cruz se acata un paro cívico departamental convocado por el Comité Pro Santa Cruz, rechazando los resultados de las elecciones presidenciales realizadas el pasado 18 de octubre. Varios municipios cruceños mantienen bloqueadas sus carreteras.