Escucha esta nota aquí

El Comité Cívico de Beni y las instituciones del departamento se declararon ayer en emergencia y demandaron la liberación de las exautoridades detenidas acusadas de incurrir en terrorismo, sedición y conspiración en contra del entonces presidente Evo Morales, que renunció a sus funciones en noviembre de 2019, después que expertos de la OEA denunciaran un fraude en las elecciones de octubre de ese año.

Los benianos, que se reunieron en los alrededores de la plaza principal José Ballivián, de Trinidad, a pesar de las amenazas del Gobierno de impedir su ingreso, también exigen al Gobierno la pronta atención a la crisis de salud provocada por la pandemia del coronavirus.

Planteamiento

La declaratoria de emergencia, en defensa de los detenidos propuesta por los benianos, estuvo en la línea discursiva del gobernador electo de Santa Cruz y líder nacional de la agrupación política Creemos, Luis Fernando Camacho, que llamó a organizar un comité de perseguidos del Gobierno de Luis Arce y que el Comité Cívico tenga el apoyo del pueblo. Asimismo, exhortó a los parlamentarios de la oposición para que asistan a todos los foros internacionales para hacer conocer lo que está sucediendo en Bolivia.

Durante su discurso, Camacho insistió en que en noviembre de 2019 no hubo golpe de Estado, como pretende hacer ver el Gobierno, sino que hubo una manifestación popular en contra del fraude electoral digitado desde el Gobierno liderado por Morales.

“Aquí no hubo golpe, no hubo persecución, no hubo balas, no hubo muertos; existió una lucha pacífica de hombres, mujeres y jóvenes valientes que hasta el día de la posesión de la presidenta (Jeanine Áñez) la población cantó, oró y se unió”, señaló Camacho.

El discurso del gobernador electo de Santa Cruz estaba en contrarruta con el pronunciado esta mañana por el presidente del Estado, Luis Arce. Desde La Paz el mandatario aseguró que en Bolivia hubo un golpe de Estado, que provocó la muerte de personas en Senkata y Sacaba. Para lograr la pacificación del país tiene que haber justicia, señaló Arce.

Por el supuesto golpe de estado, denunciado por el Gobierno, se encuentra detenida la expresidenta Jeanine Áñez y dos de sus exministros (Álvaro Coimbra, de Justicia; y Rodrigo Guzmán, de Energía).

Tensión

Horas antes de la celebración del cabildo en la capital beniana, el viceministro de Régimen Interior, Emilio Roda, anunció en conferencia de prensa que la Policía recibió la instrucción de cerrar los accesos a la plaza principal de Trinidad para evitar enfrentamientos. Esto debido, según el representante del Gobierno, porque sectores afines al MAS habían anunciado una concentración en la misma hora y en el mismo lugar de la reunión de los cívicos.

El presidente del Comité Cívico de Beni, Gueiser Chávez, consultado por EL DEBER, dijo que no existía tal convocatoria, por lo tanto, el Gobierno buscaba amedrentar a los ciudadanos. Asimismo, Chávez pidió al Gobierno que deje de mentir a la comunidad internacional con el discurso del inexistente golpe de estado.

Tags

Comentarios