Opinión

cara a cara

14 de febrero de 2021, 5:00 AM
14 de febrero de 2021, 5:00 AM

_Las marchas y contramarchas del gobierno municipal sobre las medidas adoptadas buscando contener el embate de la pandemia letal del coronavirus durante el feriado largo del Carnaval, han generado sorpresa y confusión entre la ciudadanía en general. 

La cuarentena rígida de tres días que debía cumplirse dizque a rajatabla entre este domingo y la madrugada del miércoles, se ha ‘flexibilizado’ inopinadamente para que casi la totalidad de los mercados públicos atiendan al público hasta el mediodía.

Inicialmente se había dispuesto que únicamente lo hicieran micromercados y pequeñas tiendas de abarrotes en los diferentes barrios de la ciudad. En medio de una emergencia sanitaria, no se debería mezclar gestión y campaña porque el tufo del cálculo político es inconfundible.

_Criticado inicialmente, el Carnaval solidario de los Piltrafas coronadores y de su soberana Icíar está cumpliendo su propósito de ayudar a quienes más lo necesitan, en medio de los contagios por el Covid-19 y la profunda crisis económica. Tras recorrer más de 3.000 kilómetros por la Chiquitania y llegar a numerosas comunidades, incluyendo la distante y aislada San Matías, capital de la provincia Ángel Sandóval, la caravana alcanzó plenamente su objetivo y recibió, a cambio, la gratitud y el reconocimiento de la buena y cordial gente de tierra adentro. 

La guapa Icíar fue coronada ayer como reina de las carnestolendas cruceñas 2021 y poco después, con el mismo fin, partió junto a sus ‘vasallos’ y su generosa carga esta vez hacia otras localidades como Roboré, Carmen Rivero Tórrez, Puerto Suárez y Quijarro.

Tags