Edición Impresa

cara a cara

Pedro Rivero Jordán 26/2/2021 05:00

Escucha esta nota aquí

_Un “proceso de reordenamiento y recomposición del Estado” ha barrido con 150 diplomáticos de carrera que estaban prestando servicios en algunas de las 34 misiones que el país tiene fuera de sus fronteras. Todos ellos fueron despedidos durante los tres primeros meses del Gobierno de Luis Arce Catacora, en un hecho que no tiene precedentes en la historia de la diplomacia boliviana. El retiro forzado alcanzó al 92% de los profesionales encargados de las relaciones exteriores nacionales que ahora serán encomendadas a ‘jóvenes profesionales’. Ellos harán sus primeros palotes en un ámbito delicado y complejo que no admite improvisaciones y que, por el contrario, exige idoneidad, capacidad, especialización y experiencia. A ver cómo les va.

_La ganadería extensiva es la principal actividad económica de Beni, enfocada en la producción de carne para consumo nacional. Dicha actividad soporta por doble partida los efectos de las riadas y del abigeato. En el primer caso, han obligado el traslado de los hatos a zonas altas en las sabanas benianas o hacia Santa Cruz hasta que bajen las aguas que este año han anegado extensas superficies del territorio beniano. En el segundo, los ganaderos soportan pérdidas económicas considerables calculadas en $us 9 millones anuales por el robo de hasta 25.000 cabezas cada año, según la denuncia de dirigentes del sector en un amplio reportaje divulgado por la Red Uno. En tales circunstancias, los efectos impactan con dureza sobre la inversión y el esfuerzo de un importante y gravitante sector productivo del país.



Comentarios