Opinión

Cara a cara

30 de mayo de 2022, 4:00 AM
30 de mayo de 2022, 4:00 AM

Los concejales no aprobaron un mayor soporte económico para la Feria del Libro. ¡Vaya demostración de que están ausentes de la realidad y de la imperiosa necesidad de incentivar la lectura y la cultura en esta ciudad! Hubo argumentos variopintos para justificar esa decisión. Solo dos miembros del órgano deliberante apoyaron la iniciativa y dos esgrimieron justificaciones para decir que no. El resto se lavó las manos. Sería bueno preguntarles qué libro están leyendo y cuántos han leído en el último año; si saben que la lectura abre puertas a la mejor convivencia entre las personas. Que no extrañe pues ver que la gente sigue tirando la basura a la calle, que hay caos vehicular y menos empatía… si comenzamos en el Concejo Municipal de la ciudad.

Con una cabeza de turco y sin cambios. Así concluyó el congreso del Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana (CEUB). Se eligió al comité ejecutivo y nada más. Fue la explosión de una granada de gas lacrimógeno y la muerte de cuatro estudiantes lo que destapó el escándalo: un dirigente ‘dinosaurio’ que ganaba alrededor de 3.000 dólares, que tenía otros beneficios y que era operador del MAS en el sistema universitario. En el transcurso de los días se supo que no era el único. También se conoció que sus acciones fueron avaladas durante años por docentes, rectores y otras autoridades. Pero el congreso postergó acciones al respecto, solo se anunció una auditoría, como si fuera un hecho de poca trascendencia. Postergaron todo, quizás a la espera de que se enfríe y de que se siga manejando el asunto como siempre, sin transformaciones y con impunidad.

Tags