Opinión

Copia criolla del discurso de Evo

31 de enero de 2020, 3:00 AM
31 de enero de 2020, 3:00 AM

Cuantas veces en los 14 años de gobierno del MAS y de su tirano Evo Morales escuchamos estas declaraciones: “no me quieren porque soy indígena”, “los indígenas hemos tenido 500 años de esclavitud”; “los indígenas hemos sido humillados, nos han maltratado y nos han asesinado”, etc., a estas declaraciones las denominaremos la fase Evo la víctima. Y también hemos escuchado declaraciones del tipo a los que protestan son “una minoría”, “son grupos minúsculos”, “no representan a nadie” y todos estos desmerecimientos lo llamaremos la fase de Evo descalificador y finalmente sus discursos venían acompañados por algún tipo de ataque despectivo que a modo de etiqueta lo utilizaba en todos sus discursos: son los “imperialistas”, “vende patrias”, “ la oligarquía” y nunca olvidaremos “los separatistas”, fase Evo ataca. Así durante 14 años tuvimos que sufrir todos los días, todas las semanas y todo el tiempo estas tres fases de una dialéctica, propia de un tirano, abusivo y antidemocrático.

Y justo cuando pensábamos que con la Revolución de las Pititas, la tiranía se había acabado y con ella las fases dialécticas del anterior régimen, cuando nos ilusionábamos en que ese tipo de discurso y de gobierno había acabado, la candidata por el partido Demócratas, Jeanine Áñez, acaba de repetir la misma dialéctica podrida, gastada, irritante y copiada exactamente igual, con las tres fases, que la desmenuzaremos a seguir.

En un acto oficial desarrollado en el Palacio de gobierno dirigido a valorizar a las mujeres de pollera lanzó el siguiente mensaje: “Nosotras las mujeres, cuando buscamos mayor participación, somos observadas por un grupo ahora, ya minoritario de aquellos machistas, Fase Jeanine ataca, que se resisten en que nosotros podamos estar en la palestra pública, pero nosotros vamos por la igualdad de oportunidades” fase Jeanine Víctima. Continuó diciendo “Así ese grupo minúsculo pretenda de que no podamos equivocarnos alguna vez, eso no nos tiene que hacer retroceder. Merecemos espacios, respeto y oportunidades”. Fase Jeanine descalificadora. Copia perfecta.

No deberíamos preocuparnos si ella fuera una candidata que al igual que los otros no utilizan los actos oficiales y la red de televisión del Estado, pero ella al igual que el tirano no solo usa la misma dialéctica sino que también se aprovecha de los medios estatales que están a su disposición para hacer campaña política y atacar a sus detractores, victimizándose, descalificándolos y acusándolos en este caso de machistas.

¿Acaso la Presidente-Candidata se ha olvidado de los motivos por los que el Tirano renunció a su gobierno? ¿Se olvidó que ella es actualmente presidente no por el fruto de su trabajo político, sino por las extraordinarias acciones llevadas adelante antes de que a ella la llamen desde su natal Beni para que asuma la presidencia?

Ni hablar de las repetidas veces que este personaje aseguró que no iba a ser candidata porque no sería “honesto” serlo ya que su mandato transitorio era únicamente para pacificar el país y convocar nuevas elecciones.

Jeanine ha demostrado que no es honesta, que es mentirosa y su interés personal ha estado por encima del interés supremo de la patria, está usando las mismas armas que Evo Morales en dialéctica y en medios del Estado y lamentablemente deja a la clase política del país en una situación muy incómoda. Lo peor es que lo dijo “no me quieren porque soy mujer”, qué falacia. En conclusión Jeanine Áñez, rompió la pitita.

Tags