Escucha esta nota aquí

Para los amantes de los desayunos y las recetas fáciles, queremos compartirles estas dos recetas, que además de riquísimas son extremadamente fáciles. Perfectas para los que no disponen de mucho tiempo por las mañanas. Solo necesitarás un poco de avena, leche o tu bebida vegetal favorita y algunas frutas para darle más sabor. ¡Apunta las indicaciones!

Puré de avena clásico

Ingredientes

  • 250 ml de leche
  • 100 gramos de avena instantánea
  • 1 cucharadita de canela
  • 1 plátano maduro
  • Miel al gusto
  • Un puñado de nueces
  • Frutas para decorar

Preparación

Colocar la leche junto con la avena, la canela y el plátano en una olla. Cocinar a fuego bajo hasta que la mezcla espese, puede demorar 5 minutos o más. Cuando esto suceda, retirar del fuego inmediatamente y servir. Acompañar con nueces, frutas y miel al gusto.

puré de avena con chocolate

Ingredientes

  • 250 ml de leche
  • 100 gramos de avena instantánea
  • 20 gramos de cocoa en polvo
  • 30 gramos de chocolate semiamargo
  • 1 plátano maduro
  • Miel al gusto
  • Frutas para decorar

Preparación

Colocar la leche en una olla junto con la avena, el plátano y el cacao en polvo, cocinar a fuego bajo durante 5-6 minutos. Cuando la avena comience a espesar, agregar el chocolate semi amargo picado en trocitos y revolver en ese instante para que se termine de derretir. Cocinar 1 minuto más y apagar. Servir acompañado de frutas y miel al gusto.

Ideas divertidas

Puedes preparar avena de sabores, cocinando previamente la leche con cáscara de limón, naranja o tu fruta favorita. También puedes utilizar mermelada de frutos rojos al momento de cocinar la avena, para así darle un color rosado.

Si deseas agregarle un poco más de textura a tu comida, añade maní, almendras o tu fruto seco favorito. Las uvas pasas también son una excelente opción, al igual que la granola casera y el coco rallado.

Comentarios