Escucha esta nota aquí

El ministro de Defensa, Luis Fernando López Julio, fue censurado anoche en la Asamblea Legislativa Plurinacional luego de que los dos tercios del MAS rechazaran la tercera carta de excusa que presentó la autoridad por su inasistencia a una interpelación.

El ministro López estuvo ayer en el municipio cruceño de Puerto Quijarro entregando obras a las Fuerzas Armadas, pero no se refirió al tema. Al buscar el contacto con la autoridad, tras la decisión legislativa su entorno informó que se encontraba reunido con sus asesores.

El Gobierno decidió no pronunciarse al respecto la noche de ayer. Se supo que será la presidenta Jeanine Áñez, quien emita un pronunciamiento sobre el tema.

De hecho, la tendencia en el Ejecutivo es mantener en su puesto al titular de Defensa.

La diputada oficialista Rose Marie Sandóval (UD) se pronunció ante los medios poco después de la decisión, y advirtió que el MAS “cumplió su cometido. Lo correcto hubiera sido petición de informe escrito, luego oral y de ahí la interpelación. Aquí fue direccionado”, dijo.

Luego complementó que lo que los asambleístas del MAS no entienden “es el significado de esta cartera. Está encargada de la defensa civil. Hay emergencia en el país por las inundaciones y a nivel mundial por el coronavirus, quien tiene que estar atento a eso es el ministro de Defensa”.

Sandóval ve “una acción política del MAS para decir que se dieron el gusto de sacar al ministro, esto no es un kínder, es un país serio, lo que no significa que no tengan que venir, todos deben hacerlo. Esto es una chacota, seguramente, me imagino, que la presidenta Áñez ratificará al ministro de Defensa”.

Los asambleístas del MAS justificaron su posición en el artículo 158 de la Constitución, que establece en el punto 18 que es atribución de la Asamblea Legislativa Plurinacional interpelar, “a iniciativa de cualquier asambleísta, a las ministras o los ministros de Estado, individual o colectivamente, y acordar la censura por dos tercios de los miembros de la Asamblea”. Este mismo artículo señala también que “la censura implicará la destitución de la ministra o del ministro”.

En la sesión, Sandóval fue la única oficialista que tomó la palabra. Señaló que durante su gestión presentó 482 peticiones de informe, de las que el gobierno del MAS solo respondió 32. Por ello solicitó “un poco de tolerancia”.

Más de diez asambleístas del partido de Evo Morales pidieron la palabra. El diputado Henry Cabrera señaló que el MAS fue tolerante, porque convocaron a López en tres oportunidades: la primera el 8 de febrero, pero la autoridad respondió que se encontraba en inspección a unidades militares en Sucre; la segunda ocasión fue el 27 de febrero por una reunión de Defensa en Paraguay.

Ayer pidió por tercera vez una excusa porque había asistido a la inauguración de un edificio del Registro Internacional Boliviano de Buques (RIBB) en Puerto Quijarro, donde presentó las políticas y estrategias que la cartera de Estado a su cargo llevará adelante para el desarrollo de los intereses marítimos, fluviales, lacustres y marina mercante en la hidrovía Paraguay Paraná e integración de la región.

López debía responder 10 preguntas por las muertes en Sacaba y Senkata. Además, tenía otra interpelación por sacar a los militares los días previos al 22 de enero. Esta petición quedó en suspenso y será tratada posteriormente.

Comisión

la Asamblea aprobó una Resolución Camaral que conforma la Comisión Especial Mixta de Investigación sobre los hechos suscitados en los meses de octubre y noviembre de 2019, instancia integrada por senadoras, diputados y diputadas.

Quedó conformada por las senadoras Sonia Chiri y Lineth Guzmán, del Movimiento Al Socialismo (MAS), Rosario Rodríguez, del Partido Demócrata Cristiano (PDC), además de los diputados Mireya Montaño, Patricia Gutiérrez, Víctor Borda y Juan Cala (MAS), Amílcar Barral y Eida Middag, de Unidad Demócrata.

“Esperemos que pueda optimizar su trabajo en las últimas semanas que nos queda de gestión”, sostuvo Copa, tras lamentar que hasta ahora no exista avances en la investigación sobre las muertas en Senkata y Sacaba”, dijo Copa.



Comentarios